2 marzo 2010 Consejos, Embarazo, Salud

embarazada
La higiene postural durante el embarazo consiste en adoptar posiciones correctas con nuestro cuerpo y realizar movimientos de tal forma que nuestra espalda no se sienta sobrecargada.

Para ello te daremos algunos consejos prácticos, que esperamos te sirvan si sufres de frecuentes dolores de espalda.

Intenta no permanecer largo tiempo de pie. Si no lo puedes evitar es bueno apoyar un pie sobre algo elevado (por ejemplo una caja, un banco o un escalón), de esta forma descargaras tensión.

Siéntate en una silla con respaldo que tenga un buen apoyo y no permanezcas mucho tiempo en la misma posición. Es bueno que te levantes cada poco tiempo y estires las piernas. No es muy bueno cruzarlas.

Evita levantar objetos muy pesados y si tienes que levantar algo que se encuentre en el suelo recuerda siempre flexionar tus piernas.

Intenta tener todo lo necesario a mano para evitar tener que agacharte y levantarte, ya que el peso del cuerpo se concentra en la tripa y es más fácil perder el equilibrio. Por esta misma razón, es peligroso que subas una escalera o a una silla para alcanzar algo que esté alto.

Mantén la columna recta cuando camines, no la arquees y saques barriga, ya que si lo haces ayudas aun más a sobrecargar los músculos de la espalda.

Evita usar calzado con tacón más alto de 3 – 4 centímetros o completamente planos. El calzado debe ser cómodo y sujetar bien el pie.

El colchón sobre el que duermes debe ser, si es posible, firme (aunque no duro). Lo mejor es que te acuestes con una almohada entre las piernas, que ayudará a mantener recta la columna vertebral.

Vía | Ser Padres Hoy
Foto | Embarazada

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Flipflow, para quienes sufren el síndrome del viajero 14 febrero 2011
  2. Una campeona de fisicoculturismo levanta pesas embarazada 26 septiembre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *