Ventajas de los libros ilustrados sin palabras para niños

Ventajas de los libros ilustrados sin palabras para niños

Escrito por: Maite Nicuesa Guelbenzu    12 abril 2020     2 minutos

Los libros ilustrados sin palabras son obras de arte que cuidan con especial atención la belleza de aquellas ilustraciones que cuentan un relato divertido

El viaje que los seres humanos experimentan a través de los libros comienza en la etapa inicial de la vida. Uno de los recursos que no falta en la zona de juegos infantil es el cuento como medio de descubrimiento. Existen muchas formas diferentes de contar una historia. Generalmente, la literatura se nutre del poder de la palabra para expresar un relato infantil que tiene un inicio, un desarrollo y un desenlace.

Sin embargo, esta no es la única forma posible de transmitir una información como muestra el ejemplo concreto de aquellas obras que carecen del lenguaje escrito y refuerzan su máxima belleza expresiva a partir de imágenes ilustradas con color que despiertan la atención de los lectores más jóvenes.

Cuentos que narran una historia a través de bonitas imágenes

Por sus propias características, una obra que compone su guion de este modo es especialmente positiva para reforzar la autonomía del niño en la interacción con un relato, ya que la comprensión del mismo no está condicionada por la lectura de las palabras. Como si se tratase de una secuencia fotográfica, cada imagen tiene significado dentro del conjunto de una obra que narra un proceso utilizando este lenguaje artístico.

Esta es una obra que pone en valor la observación en la atención de los detalles que forman parte de ese universo creado para los niños. Son obras que admiten múltiples relecturas al profundizar en este contenido en diferentes momentos.

Este tipo de propuesta es un ejemplo de cómo las actividades de animación a la lectura adquieren una relevancia muy importante en la vida del niño incluso antes de que comprenda el significado de cada término al aprender a leer en el colegio. El lenguaje visual también remite a la realidad al contar, por ejemplo, una historia a través de diferentes protagonistas visualizados perfectamente en el relato y distintas situaciones.

Las imágenes de esta obra describen escenas que resultan familiares para el niño. Es decir, son obras que refuerzan la empatía a través de la imagen.

Cuentos Sin Texto

Una nueva ventana para descubrir la realidad

Por tanto, al contar cuentos a los bebés, no solo puedes utilizar las palabras, sino también las imágenes. El fin principal de este tipo de obra es la observación y la interacción del lector con un relato pensado para él. El niño vive su proceso de descubrimiento a través del contacto directo con la realidad.

Pues bien, un libro ilustrado es una nueva ventana que conduce a ese universo con el que el niño establece una conexión especial como protagonista.

Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.