30 abril 2011 Opinión

Miguel Bosé y otros padres-abuelos
Como nos contaba Leticia, nuestros compañeros de La Cosa Rosa y prácticamente todos los medios de comunicación de habla hispana, Miguel Bosé ha sido padre de gemelos. Como en otros casos la polémica no ha tardado en desatarse por haber recurrido a un vientre de alquiler, por su sexualidad indefinida y por la edad del cantante.

Personalmente me importa muy poco su orientación sexual, tampoco si es padre soltero, casado en secreto, amancebado o lo que le de la gana. Sobre los vientres de alquiler tengo mis reservas desde el momento en que implican cosificar un útero, pero no lo juzgo. Lo que sí me parece controvertido es la edad a la que ha decidido ser padre, 55 años. No es el único, Bryan Adams lo será, también por primera vez a los 51, Elton John lo ha sido a los 64 y su marido a los 48 y Mel Gibson ha tenido su décimo retoño a los 55 años, por poner algunos ejemplos.

Cuando Tita Cervera, decidió volver a ser madre a los 64 años sí se habló de su edad. Se comentaba, como en muchos casos de las llamadas madres-abuelas, que lo son por útero subrogado o adopción, que era mayor para ser madre, que le faltaría energía, que sus niñas quedarían huérfanas a una edad que no deberían serlo, etc. Y, francamente, me llama mucho la atención que no se diga lo mismo de estos padres-abuelos, o al menos no se diga tan alto. En unos casos son hombres sólos y en otros emparejados, pero todos ellos tienen edad para tener nietos.

Es fácil recurrir al argumento de la naturaleza, si la mujer no puede ser madre a partir de los 45-55 años, dependiendo de cada una, y el hombre puede serlo mientras viva, será por algo. Y sí, es por algo que en la mayoría de los casos de estos padres no se aplica, que hay una mujer en edad reproductiva, es decir jóven, con fuerza, energía y vitalidad para cuidar a la descendencia. Por muy progre o juvenil que sea un hombre, a los 70 años no está para atender las necesidades de un adolescente de 15 años. Exactamente igual que no lo está una mujer de esa edad. Aunque por la naturaleza de cada sexo me inclino a pensar que la segunda las cubrirá mejor que el primero.

En definitiva me da lo mismo lo que hagan los demás con sus vidas, los niños están aquí y bienvenidos sean, pero por favor, si las mamás son madres-abuelas y añosas, ellos son padres-abuelos y padres añosos, tan malsonante y tan contundente como en el caso de las mujeres. Lo contrario es machismo e hipocresía, ¿no crees?

Foto | La Cosa Rosa

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios
  • Txaru

    Ante todo respeto a la decisión de ser padres o madres pero ¿respeto a la vida naciente? A veces estas noticias te hacen sentir el hecho de tener un hijo como el de antojársele a uno comprar un perro. Poco obedecemos a la madre naturaleza y la obligamos a cubrir nuestros caprichos, mucho forzamos lo que no nos es por algún motivo dado; ¿por qué no vivimos cuándo toca vivir cada acontecimiento de nuestra vida? Felices y bienvenidos esos niños.

  • Txaru, gracias por dejarnos tu opinión, estoy de acuerdo contigo. Un saludo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *