Las mejores horas para dar el biberón

Las mejores horas para dar el biberón

Escrito por: Maite Nicuesa Guelbenzu    22 noviembre 2019     4 minutos

La rutina y la planificación son fundamentales para potenciar el bienestar del bebé y todo gira en torno a las horas de la comida y el descanso.

Las rutinas son muy importantes para potenciar el bienestar del bebé, ya que esta planificación del tiempo gira en torno a aspectos principales de cada día como el descanso y las horas de la comida. ¿Cuáles pueden ser los mejores instantes y horarios de tiempo para dar el biberón al bebé a partir de los 6 meses y como parte de una dieta diversificada? Esta pregunta puede responderse desde una doble perspectiva, estando ambas cuestiones vinculadas entre sí como veremos a continuación.

Dar el biberón a demanda 

En primer lugar, incluso en el marco de una rutina frecuente, cada día de la semana es diferente para el bebé. Tal vez un día específico tenga más apetito que el día previo, incluso cuando este momento se contextualiza en el mismo horario. Por ello, al responder a esta pregunta conviene tener en cuenta cuáles son las necesidades del niño, sin poner la atención únicamente en la hora del reloj.

Nombre Del Bebe

Más allá de observar unos horarios concretos predeterminados de antemano, a partir de los 6 meses y como parte de una dieta diversificada es posible ofrecer el biberón al niño teniendo en cuenta su propia demanda al observar cuándo tiene hambre. Desde esta perspectiva, es posible concretar la frecuencia en las tomas. Y esta demanda también determina la cantidad. Por tanto, es conveniente atender las necesidades del niño para concretar el horario de las comidas.

Establecer un horario para cada toma

También puedes planificar unos horarios específicos para dar el biberón al bebé a partir de los 6 meses y como parte de una dieta diversificada teniendo en cuenta sus necesidades. Puedes hablar de ello con el pediatra del niño para resolver cualquier duda que tengas al respecto. A modo de orientación, puedes establecer una rutina de dar el biberón al bebé cada 2 o 3 horas dentro de la dieta diversificada. Intenta establecer un equilibrio entre esta creación de una rutina de horarios, y la atención a las propias necesidades del niño, dando prioridad a esta cuestión, más allá de la programación prevista. Es decir, incrementa la flexibilidad en esta planificación.

Sonrisa Del Bebe

Intenta potenciar la armonía entre el ritmo natural del bebé y la hora del reloj. De lo contrario, si solo observas el valor del compás que marca el reloj, puedes caer en el error de insistir al bebé para que coma incluso cuando no tiene apetito. Y este gesto, a pesar de tener la buena intención de alimentar al bebé, no es positivo para él.

Para lograr este objetivo de establecer una rutina frecuente, es importante que tengas paciencia puesto que el tiempo también ayuda a crear hábitos.

Alimentar al bebé con biberón

La alimentación del bebé es una base de bienestar para él desde que nace. Las leches Enfamil para biberón ofrecen una completa nutrición al niño. Las leches de inicio están indicadas para el bebé hasta que tiene seis meses. El niño puede tomar leche de continuación a partir de los 6 meses hasta que cumple doce meses como parte de una dieta diversificada. Sin embargo, en algunos casos puede ocurrir que el bebé muestre algún tipo de intolerancia al tomar el biberón.

El establecimiento de unos horarios es positivo para ayudar al niño a familiarizarse con unos tiempos que se mantienen de manera habitual a lo largo de la semana. Aunque esta rutina de alimentación también se actualiza con el paso de los meses teniendo en cuenta cuáles son las necesidades nutricionales del niño en cada tiempo del proceso de crecimiento.

Leer Al Bebe

Los horarios de las comidas del bebé permiten crear una rutina que puede ayudar al niño a digerir mejor la leche de continuación. Cada bebé es distinto, por ello, también es positivo personalizar esta planificación atendiendo a cada niño de manera individual. Irás conociendo las necesidades de alimentación y descanso del niño a través de la observación del cuidado de cada día. Esta idea se contextualiza, además, en jornadas en las que también existe un tiempo previo y posterior a la hora de la comida, momentos que también son importantes para establecer esta rutina que se sitúa en la base de un marco cotidiano para ti y para el bebé.

Pero también puede ocurrir que tengas algún tipo de duda sobre la alimentación con el biberón y, en ese caso, puedes plantear esta pregunta al pediatra del bebé que, como experto en salud que conoce a tu hijo y su evolución, podrá darte una respuesta adecuada. Esta fuente de información profesional es la más importante.

Advertencia importante: la lactancia materna proporciona la mejor nutrición a los bebés. El pediatra es el que mejor te puede asesorar sobe el cuidado y la alimentación de tu hijo, y sobre los alimentos que debes añadir a la dieta conforme va creciendo.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.