4 diciembre 2013 Nutrición, Padres y madres

Jugar con la comida y aprendizaje

La sopa con la cuchara, los trocitos de pescado con el tenedor, cerrar bien la boca para masticar y cuidado con mancharse la ropa. Se trata de pequeñas normas que vas enseñando a nuestro bebé, desde bien pequeño, para que se convierta en un niño, y después adulto, bien educado y con el que poder compartir la comida sin demasiados problemas. Pero ahora resulta que un estudio estadounidense nos indica lo contrario, al parecer jugar con los alimentos es bueno para el desarrollo intelectual del bebé.

Se trata de un estudio que ha publicado la Universidad de Iowa, Estados Unidos, en el que después de analizar y observar a varios bebés, comprobaron que aquellos que juegan, de forma inconsciente, con la comida, están más receptivos a explorar lo que les rodea, querido investigar y discerniendo de las distintas opciones que se les plantea, al mismo tiempo que aumenta su capacidad lingüística, sobre todo cuando lo hacen desde la trona.

Estudios anteriores ya habían demostrado que aquellos niños a los que se les dejaba experimentar con los objetos de su alrededor, mostraban mejores capacidades en cuanto a la expresión verbal, además de mostrar mejores habilidades motoras, pero siempre se había realizado a través de objetos sólidos. Para esta ocasión se han utilizado, además, alimentos líquidos y otras sustancias, como el pegamento, por ejemplo, para ver si los pequeños eran capaces de distinguir.

Se comprobó que aquellos que estaban sentados en su trona y jugaban con ambos, podían, no solo identificarlos por su textura, si no también nombrarlos. En cambio aquellos que se encontraban en otros lugares, no llegaban a conseguir diferenciarlos. Según los expertos es debido a que se distraían con otras cosas sin llegar a centrarse. Por tal motivo siguen recalcando la importancia de que los bebés coman en la mesa, junto a la familia.

Vía | Muy interesante
Foto | Ttiklik

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 5 diciembre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *