Mi bebé regurgita

Mi bebé regurgita

Escrito por: Leticia   @leticiadelpino    18 julio 2009     15 Comentarios     2 minutos

Es normal que tu bebé regurgite, esto puede por diferentes motivos. Entre ellos:
El esfínter que cierra el estomago en su unión con el esófago aun no funciona perfectamente debido a su edad, y eso explica la facilidad con que se produce el reflujo.

El bebé permanece mucho tiempo en posición horizontal. Hasta que no empiece a sentarse y la fuerza de la gravedad lo ayude a vaciar su estomago, el contenido ‘pondrá a pruebe’ continuamente el mecanismo de cierre inmaduro descripto anteriormente.
El bebito recibe únicamente alimentación líquida. Cuando menos denso es el contenido del estomago, más fácil es que refluja.

Toma demasiada leche. Los pequeños más tragones tienen mayor predisposición regurgitar, porque comen por demás.
A veces, el chiquito traga aire antes de tomar la leche. Por ejemplo, cuando llora desconsoladamente. Si está excitado, el bebé respira agitadamente y su pequeño estomago se llena de aire. Por eso, siempre que tenga una rabieta antes de alimentarse, tienes que esperar a que se calme y recién después ponerlo al pecho o brindarle la mamadera.

La posición a la hora de alimentarse no es la correcta. Cuando la postura no es buena (por ejemplo, si el bebé tiene que girar el cuello para comer o agarra solo el pezón y parte de la areola), tu nene toma mucho al principio pero no consigue sacar la leche del final, que es rica en grasas y lo satisface más. Para sentirse satisfecho, traga más cantidad que la que cabe en su pequeño estomago y debe regurgitar a menudo. Puedes revisar la posición y si es necesario corrigela.

Tu chiquito se alimenta con mamadera y no eructa durante la toma. Si logras que tu bebe elimine el aire mientras está tomando el biberón, evitaras que se forme una gran burbuja de aire en su estomago, que arrastrará leche al salir.

El biberón no es adecuado para tu bebé. El orificio es demasiado grande o muy pequeño, o la tetina no está repleta de leche antes de que tu hijo empiece a succionar.

Fuente | Ser Padres Hoy


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.