13 junio 2009 Embarazo

Embarazo prolongado, semana 42 y el bebé no nace
Hemos comentado en varias ocasiones que la fecha prevista de parto, se calcula a las 40 semanas después del primer día de la última regla. Esta fecha puede ser corregida por el ginecólogo al comprobar el tamaño del bebé en las ecografías o el del útero con un exámen pélvico. Un embarazo llega a término cuando supera la semana 37. Entre ésta y la 42 se considera periodo normal. Pero a veces, un 5 por ciento de los embarazos, la madre supera las 42 semanas sin ponerse de parto. Es lo que se considera un embarazo cronológicamente prolongado o embarazo postérmino.

No se saben los motivos por los que se prolonga un embarazo más allá de las 42 semanas. En muchas ocasiones se debe a un error de cálculo y también se sabe que una mujer que ya ha tenido un embarazo postérmino anterior, tiene más posibilidades de volverlo a sufrir. Hoy día los ginecólogos no suelen esperar e inducen el parto al superar las 40 semanas.

El principal riesgo de estos embarazos es la placenta envejecida. Cumplida su misión de aportar nutrientes y oxígeno al bebé durante casi toda la gestación, puede dejar de ser efectiva. Se comprueba en la monitorización, si el bebé no recibe suficiente oxígeno, su corazón se ralentiza y hay sufrimiento fetal. Otros problemas son que el bebé crezca demasiado y dificulte el parto por vía vaginal o que el líquido amniótico sea insuficiente y el feto deje de crecer e incluso pierda peso.

Si las pruebas son normales, no hay sufrimiento fetal ni síntomas de parto, no hay ningún problema para mantener el embarazo hasta la semana 42. Para la madre es psicologicamente complicado. Tienes grabada a fuego la fecha prevista de parto, las dos últimas semanas ya has estado esperando al bebé aunque sea de manera inconsciente. Llega el día, y nada. Todo el tiempo extra sólo estás pensando en el bebé y en el parto, y la familia no ayuda preguntando a cada momento si notas algo o si viene ya. Lo mejor es confiar en el médico y si dice que todo está bien, intenta no darle más vueltas y busca una distracción para los días de espera.

Más información | Family doctor

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 13 junio 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *