7 septiembre 2012 Fertilidad, Noticias

La muestra estaba en perfecto estado y ha dado vida a dos pequeños

Esta es la historia de unos espermatozoides que tardaron en encontrar su óvulo cuarenta años. Aunque parezca la sinopsis de alguna película o novela, lo cierto es que se trata de un hecho real. La verdad es que es todo un récord en cuanto a la conservación y futura utilización de esperma.

Hasta la fecha la muestra más antigua que se había utilizado para fertilizaciones in vitro contaba con veintiocho años. Sin embargo, el semen de un héroe de guerra norteamericano de origen japonés ha destronado la antigua marca con sus cuarenta años.

Todo empezó cuando este donante tras no poder tener hijos con su mujer y enterarse de que sus hermanos tampoco podían hacerlo, decidió congelar su semen con la intención de encontrar en el futuro una madre de alquiler y asegurarse de que el linaje de su familia no desapareciese. Pero esto no sucedió y tras varios años la empresa donde se encontraba la muestra cerró.

Entonces comenzó el viaje por varias clínicas de conservación de muestras a lo largo del país. Finalmente acabó en las instalaciones de Repro Tech, fundada por Russell Bierbaum, donde trabajaba un antiguo técnico de la primera empresa donde estuvo congelada. Tras la continua búsqueda de una madre por el donante, finalmente a través de una empresa que proporciona madres de alquiler conoció a una pareja cuyo hombre no podía tener hijos.

Les propusieron realizar una fertilización con el semen del donante japonés y aceptaron. Gracias a ello son padres de dos preciosos y sanos niños. El antiguo militar no tendrá contacto con los pequeños pero sí que llegó a conocer a la pareja para dar su visto bueno y comprobar a manos de quien quedaría la continuación de su linaje.

Esta historia, según Russell Bierbaum, además de ser un récord prueba la buena conservación de las muestras de semen a pesar de los años. Según el director de la clínica esto también debería servir para convencer a los pacientes con enfermedades que puedan afectar a su fertilidad a que conserven muestras por muy jóvenes que sean.

Vía | El Mundo
Foto | Flickr-Avodrocc

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 7 septiembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *