Nuevo estudio confirma el peligro del alcohol en el embarazo

Nuevo estudio confirma el peligro del alcohol en el embarazo

Escrito por: Belén    28 enero 2012     3 Comentarios     2 minutos

No hay ninguna cantidad segura de alcohol en el embarazo, ni ningún momento sin riesgo

Lo único que se sabe seguro de la relación entre el consumo de alcohol y el embarazo, es que no hay ninguna cantidad mínima que pueda considerarse segura para el bebé, en ningún momento de la gestación. Un nuevo estudio vuelve a concluir que no se pueden establecer una cantidad de alcohol máxima en el embarazo porque todas son peligrosas.

Los autores, de la Universidad de California en San Diego, evaluaron los datos de 992 mujeres inscritas en el Programa del Servicio de Información Teratogénica e Investigación Clínica de California entre 1978 y 2005. Este programa realiza evaluaciones confidenciales de riesgo para cualquier exposición potencial a toxinas durante el embarazo. Una vez nacidos los bebés, fueron examinados por un dismorfólogo, en busca de evidencias de Síndrome de Alcoholismo Fetal.

Los autores no consiguieron encontrar ningún momento en que una copa fuera segura, pero sí vieron que entre los días 43 a 84 de embarazo el riesgo era considerablemente mayor para el feto que durante el resto del embarazo. Tom Donaldson, presidente de la Organización Nacional del Síndrome del Alcoholismo Fetal (National Organization on Fetal Alcohol Syndrome) en Washington, D.C. explica, “Hay casi 40 años de investigación [sobre el síndrome de alcoholismo fetal], pero uno de las dificultades ha sido determinar cuáles son las ventanas de riesgo y los patrones debidos al momento y a la cantidad de alcohol, y este [estudio] lo aborda. Demuestra claramente que el riesgo comienza a partir de cualquier uso.

Aunque el estudio no incluyó a las madres que habían sufrido abortos espontáneos, los autores apuntan a que consumir alcohol en las primeras 6 semanas, en las que muchas mujeres aún no saben que están embarazadas, aumenta el riesgo de aborto. La conclusión es sencilla, si estás buscando un bebé o ya estás embarazada, el alcohol, ni probarlo.

Vía | Healthfinder
Foto | Flickr-Ryan Tyr


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.