Los embarazos muy seguidos pueden aumentar el riesgo de autismo

Los embarazos muy seguidos pueden aumentar el riesgo de autismo

Escrito por: Belén    12 enero 2011     3 Comentarios     2 minutos

Tras el parto el cuerpo de la mujer necesita un tiempo para recuperarse completamente. Los médicos recomiendan esperar entre uno y dos años antes de tener un segundo bebé. Lo mismo en los embarazos sucesivos. Se trata de evitar algunos riesgos, como la prematuridad o el bajo peso al nacer. Ahora hay un nuevo motivo […]

Tras el parto el cuerpo de la mujer necesita un tiempo para recuperarse completamente. Los médicos recomiendan esperar entre uno y dos años antes de tener un segundo bebé. Lo mismo en los embarazos sucesivos. Se trata de evitar algunos riesgos, como la prematuridad o el bajo peso al nacer. Ahora hay un nuevo motivo para esperar y es que cuanto menos tiempo se llevan los hermanos, mayor es el riesgo de que el pequeño desarrolle trastornos del espectro autista.

Un estudio realizado por la doctora Keely Cheslack-Postava, de la Universidad de Columbia, y su equipo, analizaron los datos de 660.000 nacimientos de segundos hijos entre 1992 y 2002 en California. Observaron que los bebés concebidos durante el primer año de vida de su hermano mayor, tenían tres veces más riesgo de sufrir autismo que los concebidos con más de tres años de diferencia. Cuando la concepción sucedió entre los 12 y los 23 meses siguientes, el riesgo era dos veces mayor. Si el embarazo se produjo entre los 24 y los 35 meses, los niños tenían un 26 por ciento más de riesgo de tener autismo que los nacidos a partir de los 36 meses.

Los datos se comprobaron también en los siguientes hermanos, con los mismos resultados. Los investigadores desconocen el motivo por el que este riesgo aumenta, pero apuntan a que podría ser que el cuerpo de la madre no hubiera tenido tiempo de recuperarse completamente. Además, el primer embarazo puede agotar los nutrientes críticos, como el ácido fólico y el hierro, y la madre también podría estar más estresada durante el segundo embarazo, según apuntan los autores.

El retraso en la edad de ser madres puede hacer que las mujeres apresuremos el siguiente embarazo, lo que podría contribuir al aumento de niños con autismo. En cualquier caso este no es el único motivo de autismo, pero si podría ser un riesgo controlable.

Vía | Medline Plus
Foto | Flickr-Egidio Levendale


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.