Día de la Madre: Mamá y yo en cucharas de madera

Día de la Madre: Mamá y yo en cucharas de madera

Escrito por: Sacra    30 abril 2013     Comentario     2 minutos

Esta divertida manualidad nos presenta a mamá y a su pequeña. Es muy sencilla de realizar, solo necesitas dos cucharas de madera, una mayor que otra, un trozo de fieltro y lana para hacerle esa bonita melena. El resto es pura imaginación. ¿Te atreves?

con la que obsequiarle. Ya sabemos que aquello que los niños hacen con sus propias manos, resulta el mejor de los detalles, por eso nos gusta darte ideas para que ese día sea algo más que especial.

Es evidente que nuestros bebés todavía son muy pequeños para realizar manualidades con una cierta complejidad, por eso necesitarán la ayuda de un adulto para manipular algunos elementos. En esta ocasión ellos pueden aportar mucho, de esta forma irán adquiriendo más soltura en y destreza en sus manos. Se trata de una divertida manualidad en la que vamos a representar a mamá, con un cucharón más grande, y al bebé, con uno un poco más pequeñito. Como siempre decimos, aquí os dejamos algunas instrucciones, aunque va a ser vuestra imaginación la que elabore aquél que más os guste.

Materiales: Dos cucharas de madera, una más grande que otra; hebras de lana de distintos colores; un trozo de fieltro; bolitas de cuentas, botones, cinta de raso… para los adornos y pinturas y ojos movibles para la cara.

Lo primero que vamos a hacerle es la cara. Con distintas pinturas le hacemos una boca sonriente, una nariz y unos divertidos coloretes. Para los ojos podemos utilizar esos de plástico movibles que venden en las tiendas de manualidades y bazares o pintarlos también en la cuchara.

El siguiente paso va a ser hacerle el pelo. Para ello cogeremos hebras de lana y las iremos uniendo hasta que nos quede bien frondoso. Le atamos un lazo, para mamá y si es niña, o un hilo del mismo color si es un niño. A la pequeña le podemos hacer, también unas graciosas coletas. Lo pegamos en la pala de la cuchara.

Después cogeremos el fieltro y formamos un cono para cubrir el palo de la cuchara y lo atamos con un hilo o cinta de raso. El resto ya es cuestión de dejar volar la imaginación. Podemos adornarlo con un bonito collar, unos botones, algún dibujo haciendo estampado… Sea como sea, seguro que a mamá le encanta.

Vía | Kaboose (en inglés)


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.