Cócteles para embarazadas (III)

Cócteles para embarazadas (III)

Escrito por: Sandra    27 noviembre 2012     8 Comentarios     2 minutos

La Navidad junto a las comilonas, las celebraciones y las fiestas ya están cada vez más cerca. En estas fechas es igual de imposible seguir las dietas como no beber aunque sea una copita con la que celebrar la Nochebuena o el Nuevo Año. Sin embargo, para las embarazadas es aconsejable restringir totalmente el alcohol. Pero esto no significa que tengan que prescindir de un delicioso cóctel sin alcohol que sustituya al cava, el vino o la sidra.

Como bien os comentó nuestra compañera Sacra, podemos aprovechar estas fiestas para dar rienda suelta a nuestra creatividad preparando atractivos cócteles aptos para embarazadas y también por qué no para los niños. Estas son algunas ideas:

  • Cóctel Very Well. Este se realiza con coctelera. En ella introduciremos hielo troceado, 2 centilitros de zumo de naranja, 2 centilitros de zumo de limón y 2 centilitros de zumo de piña y un chorrito de granadina. Agitamos bien y vertemos en una copa de cava cuyo borde abremos adornado con azúcar glas. Sólo tienes que mojar un poco el borde con zumo y luego apoyar la copa sobre un plato con azúcar glas.
  • Cóctel Piña Colada. Mezclamos en la coctelera un centilitro de crema de coco, un centilitro de crema de leche y tres centilitros de zumo de piña. Si nos gusta su sabor podemos añadir un poco de vainilla en esencia. Agitamos y servimos en vaso de tubo con cubitos de hielo.
  • Destornillador (sin alcohol). Esta bebida cítrica es muy refrescante. Puede elaborarse con zumos o con pulpas. Si prefieres con zumos tendrás que poner en un vaso de tubo hielo, 2 decilitros de zumo de naranja, unas gotas de granadina y tres decilitros de refresco de naranja. Si te decantas por las pulpas los pasos son los siguientes: añadimos en el fondo del vaso pulpa de naranja, incorporamos hielo y otra capa de pulpa de naranja. Rellenamos el resto del vaso con hielo picado y en una coctelera mezclamos jugo de naranja y un huevo crudo para después verter en el vaso.
  • Café dulce. Esta opción es ideal para las más cafeteras, por supuesto el café para las embarazadas mejor que sea descafeinado. Picar hielo y añadir el café hasta que se enfríe completamente. Después añadiremos un chorrito de caramelo y removemos. Colamos la mezcla y servimos con nata montada y canela.

Vía | Eroski Consumer
Foto | Flickr-Gyroscopio


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.