8 julio 2012 Noticias

Barbara Castro
Hay historias sobre madres e hijos que nos resultan curiosas, otras llamativas. Unas nos hacen reír y otras nos hacen llorar. Esta que contamos a continuación tiene una mezcla de todo.

Ayer se celebró en Córdoba el funeral por el alma de Bárbara Castro. Quizás este nombre de entrada no diga nada, pero esta mujer, tomó una decisión hace dos años que demostró su valentía y reafirmó el amor que sentía por su hija Bárbara. Un acto heroico donde los haya.

Hace dos años, durante su quinto mes de embarazo, le fue diagnosticado un cáncer en la lengua que requería de tratamiento inmediato. Dicho tratamiento podría afectar la vida de su futuro bebé. Bárbara tomó la valiente y dura decisión de no adentrarse en ningún tipo de tratamiento para no perjudicar el futuro de su hija hasta que esta naciera.

Tras dar a luz a la pequeña Bárbara, ella y su marido se dispusieron a acometer el grave problema que tenía, acudiendo a un cirujano maxilofacial en Madrid, el cual no salía de su asombro al ver lo avanzado de la enfermedad de Bárbara y como todavía seguía adelante. El problema fue que ya era tarde.

Firmes creyentes en Dios, decidieron asumir el problema con toda la serenidad que pudieran, a pesar de que poco a poco, el cáncer iba haciendo mella en Bárbara. El hecho de que aquel sacrificio suponía que su hija saliera adelante, les hacía seguir siendo optimistas.

El pasado miércoles, este optimismo se apagó con el fallecimiento de Bárbara. Su marido, Ignacio Cabezas, afronta estos malos momentos con absoluta firmeza, con la fe que su mujer le transmitió ante la decisión que había tomado tiempo atrás.

Aunque vivo en la costa, soy cordobés. Me honra ser paisano de una señora de esta categoría, pero me enorgullezco aún más por la calidad humana y por el acto tan heroico y maravilloso que decidió hacer. Sólo nos queda honrarla por ello y mandar, desde nuestro blog, nuestro apoyo incondicional a su familia, sobre todo a su marido y a su hija. Desde el fondo de mi corazón, doy gracias por que existan personas así en el mundo. Esta ha sido la historia de una madre coraje.

Vía | LaGacetadeIntereconomía

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 9 julio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *