5 abril 2011 Noticias, Padres y madres

Un tercio de las mamás españolas sólo trabaja por la mañana
Se acaba de presentar el II Informe nacional sobre la Infancia en España 2011 elaborado por la empresa líder en el mercado infantil Chicco. Un documento que recoge el análisis de las opiniones y actitudes y valores de las mamás y los papás españoles.

Un estudio que pone de relevancia que siguen siendo las madres las que llevan todo el peso de la crianza de los hijos. Una realidad que las obliga a tener que prescindir de trabajar fuera de casa la jornada completa. De hecho, un tercio de las madres españolas sólo va a trabajar por las mañanas.

Es cierto que los padres, cada vez se implican más, aunque sigue existiendo un desequilibrio profundo en la asunción de responsabilidades a la hora de cuidar y educar a los pequeños de la casa. En el primer informe, donde sólo se preguntó a las madres, se puso de manifiesto que el 87 por ciento de las españolas querían ser madres. Sin embargo, esperaban un buen momento económico, sentimental y de salud.

Según los datos del informe, la mitad de las madres españolas ha tenido que dejar su trabajo para cuidar a sus hijos, mientras que sólo lo ha hecho un tercio de los padres entrevistados, y sólo de manera puntual.

El motivo de dejar el trabajo en un 60 por ciento de los casos es porque prefieren ser ellas las encargadas del cuidado de su hijo. El motivo de los casos puntuales en los que faltan los papás al trabajo es por motivos económicos, es decir por no tener recursos para recurrir a otra solución (guarderías, cuidadoras…). En cualquier caso, se mantiene la máxima de tener que pagar un precio muy alto por ser madre.

Siguiendo este razonamiento, las madres que han decidido seguir trabajando es porque un familiar, el 46 por ciento de los casos, se ha quedado al cuidado del niño; o porque lo ha llevado a una guardería, el 41 por ciento de los casos. Trasladando la pregunta a los padres, en el 54 por ciento de los casos, mantiene su jornada porque la mamá se encarga de los hijos.

En definitiva, el 81 por ciento de los papás que han participado en el estudio trabaja a jornada completa. La llegada de los hijos no han modificado esta rutina. Por su parte, sólo ha hecho lo mismo el 36,9 por ciento de las mamás, el 26,4 por ciento lo hace a jornada parcial, el 15,8 por ciento está parada y el 17,5 por ciento se ocupa, además de los niños, de la casa.

Página oficial | Chicco

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. El trabajo es salud 24 diciembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *