16 septiembre 2009 Consejos, Recién Nacido, Salud

Ruido para calmar el cólico del lactante
Que el bebé tenga cólico del lactante provoca no sólo dolor al pequeño sino además, mucho estrés en sus padres. Oir al niño llorar, sin causa aperente y no conseguir calmarlo, es desquiciante, especialmente si eres primeriza. El consuelo es que desaparece hacia los tres meses. Hemos hablado de algunos métodos que pueden ayudarte a la hora de relajar a tu bebé, una de las más efectivas son los masajes en la barriguita del pequeño.

Hay un método que suena a remedio de la abuela pero que resulta bastante efectivo, y no cuesta nada probarlo, el ruido blanco. Es un ruido que contiene todas las frecuencias con la misma potencia. Es por ejemplo, el ruido de la secadora, el aspirador o la campana extractora de la cocina. Algunos pediatras lo recomiendan para calmar al bebé y ayudarle a dormir y hay estudios que confirman su utilidad.

El ruido blanco aisla el resto de sonidos, que pueden alterar al bebé. Desde la semana 29 de vida intrauterina, el feto escucha los ruidos del cuerpo de su madre, la sangre circulando, los latidos del corazón, los sonidos del intestino, la respiración, etc. El ruido blanco le recuerda a esos primeros sonidos y el bebé se tranquiliza quedandose, incluso, dormido. Tiene que ser un sonido monótono, rítmico y de tono bajo.

Puedes probar encendiendo el aire acondicionado, un ventilador, una radio o una televisión sin sintonizar o comprando un cd de ruidos blancos. También venden otros que reproducen los sonidos del interior del útero materno. Si no funciona, prueba a darle un paseo en coche, el ruido del motor y el traqueteo constante también suelen servir.

Más información | Lacted
Foto | Baby more 4 kids

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 16 septiembre 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *