26 agosto 2015 Fertilidad

ciclo natural con farmacos

En los últimos tiempos son muchas las parejas que se encuentran con la enorme dificultad de tener descendencia. Algo que produce todo tipo de problemas, sentimientos dolorosos y emociones frustradas que acaban socavando la estabilidad mental y de convivencia en las parejas. Es como si los cimientos se resquebrajaran y sólo necesitasen un soplo de aliento para poder seguir subsistiendo.

Y ese soplo de aliento, afortunadamente, ha llegado gracias a la medicina y a todas las investigaciones que se han ido realizado a través de la historia. Lo que parecía un imposible durante siglos, por fin se ha podido solventar, en la mayoría de los casos, con distintas técnicas que consiguen, felizmente, el embarazo. Tras el coito programado, hoy os traemos el ciclo natural con fármacos.

El ciclo natural viene a ser como el coito programado, es decir, aquel que respeta el ciclo menstrual de la mujer y que está indicado para aquellas parejas jóvenes que no presentan ningún tipo de infertilidad y que andan buscando un bebé desde hace tiempo. Si bien el coito programado es para los que, por ideas religiosas o morales, desechan cualquier ayuda “extra”, incluso siendo fármacos, el ciclo natural nos ayuda a través de estas sustancias a poder conseguir la gestación.

Lo primero es hacer un seguimiento del crecimiento folicular a través de ecografías. Si este crecimiento no es el adecuado, y además se presenta una baja concentración de la hormona LH, entonces habrá que ayudarle con algún fármaco que contribuya a aumentar el nivel hormonal.

Este nivel se mide a través de la orina o la sangre, a partir del noveno día de la menstruación. Cuando este nivel es el apropiado, el ginecólogo nos indicará cual es el día más apropiado para realizar el coito, con grandes probabilidades de conseguir el embarazo.

Foto | Pixabay – Stellamatilda

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *