8 abril 2014

 Vuelve el cheque-bebé de Ordesa con Santi Millán

Aunque es conocido por todos por su faceta de actor y presentador, con seguridad el papel más importante para Santi Millán es el que representa en privado, el de padre. Tiene dos hijos y por tanto experiencia para darnos algunos trucos para salir airosos de la batalla diaria que es la paternidad, y maternidad, por supuesto. Ese es el curriculum que presenta como padrino de la campaña Vuelve el cheque-bebé de Ordesa.

Y es que por segundo año consecutivo, el año pasado presentado por Berto Romero, Ordesa desea ayudar a los padres, conscientes de lo difícil que es tener hijos en la presente situación económica. Entre los meses de abril y junio, nueve afortunadas familias recibirán cada una, un cheque-bebé valorado en 2.500 euros. Sin duda una gran ayuda para cualquier familia.

Para participar entra en www.vuelvelchequebebe.com e introduce los códigos de barras de cuatro productos Blemil leche infantil y Blevit papillas. Cada mes tendrás una nueva oportunidad de ser uno de los nueve afortunados.

Mientras sabemos los resultados de los sorteos podemos reflexionar acerca de las tres reglas de oro de la paternidad que nos da Santi Millán:

  • Debes tener mucha paciencia. Cuando eres padre te das cuenta de lo rápido que se acaba esta cualidad del ser humano…
  • Dale su papilla favorita, si no quieres que la hora de las comidas se convierta en una batalla campal.
  • Ten una alternativa a su peluche preferido. No hay mayor drama para un niño que el momento de ir a dormir sin su muñeco favorito.

¿Estás de acuerdo? A mi me parecen las tres muy importantes, la paciencia de los padres se pone a prueba casi cada día, y también la de los peques. Porque, si nos empeñamos en darles de comer algo que no les gusta, o perdemos su peluche favorito, es lógico que nos monten un cisco. No podemos pedirles calma y paciencia si nosotros no la tenemos. Yo añadiría una más, disfrutar cada día del regalo de ser padres. Y será más fácil para los ganadores del cheque-bebé de Ordesa, al menos en el aspecto económico.
¡Suerte!

Artículo Patrocinado

También te puede interesar