21 octubre 2012 Entretenimiento, Ocio

Una receta muy sencilla y apta para todas las edades

Preparar una fiesta de Halloween requiere tiempo y esfuerzo si queremos que todos los detalles estén a la altura de cualquier casa norteamericana. De hecho, de allí la hemos exportado a nuestro país, por lo que en busca de ideas para la noche de brujas lo mejor es tomar como referencia alguna de sus originales recetas. He encontrado este sencillo plato para cubrir los gustos de los pequeños, la temática de la fiesta y al mismo tiempo la dieta sana.

Estoy hablando de unas falsas calabazas realizadas con pimientos y unos spaguetis que simulen asquerosos gusanos. Me gusta esta idea porque aunque sigue siendo tenebrosa, no es tan desagradable como otras opcionas así que por muy aprensivo que sea nuestro pequeño no se quedará sin comer.

Los ingredientes son muy comunes: pimientos naturales y spaguetis. Mientras ponemos a cocer los spaguetis con un poquito de sal y aceite de oliva, vamos preparando los pimientos. El primer paso es abrir el pimiento por la parte superior, la del rabito. Vaciamos las semillas del centro y con un cuchillo hacemos las caras de nuestras falsas calabazas.

Resultará más interesante a la vista de los pequeños si elegimos pimientos de diferentes colores, verdes, amarillos y rojos. Seguidamente escurrimos los sapaguetis y los introducimos en los pimientos. Para darle un toque más repugnante dejaremos que los spaguetis se salgan por los orificios y la parte superior para darle más “realismo” al plato. Por último ponemos la tapa del pimiento. Aunque este sería el procedimiento básico, podemos preparar los spaguetis al gusto del pequeño utilizando queso o salsas antes de rellenar los pimientos.

Vía | Mama Grubbs Grub

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 octubre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *