4 octubre 2013 Padres y madres

Bebé abrigado

Te brindaremos algunos consejos básicos que puedes tener en cuenta a la hora de proteger a los más peques del frío, son cosas simples que seguramente ya las conoces, pero que no está demás recordarlas. Antes de empezar es fundamental tener en cuenta que cuando las temperaturas bajan los niños deben salir abrigados. El listado que compartiremos ha sido confeccionado mediante el equipo que trabaja en el Programa Materno Infantil de Sanitas.

Hidratar la piel
La piel de los bebés debe ser protegida, tanto en los días de mucho calor como en los días fríos. Recordemos que la piel es muy sensible, un descenso en la humedad del aire puede generar sequedad provocando irritaciones.

Cambios de temperatura
Los cambios de temperatura pueden ser peligrosos, por eso es muy importante mantener las habitaciones ventiladas.

Salir a pasear
Aunque las temperaturas sean bajas no debes dejar de salir a pasear con tu hijo, sólo será necesario usar ropa adecuada y mantenerlo abrigado. Utiliza gorro, bufanda y guantes que protejan la piel del tiempo y del viento. En el invierno es muy importante que los niños reciban una dosis de luz natural y aire puro.

No abandonar el calendario de vacunas
Es normal que cuando llega el invierno los niños se vuelvan más vulnerables a las enfermedades respiratorias, por eso no se deben descuidar los controles médicos ni se debe abandonar el calendario de vacunas.

La alimentación es fundamental
La alimentación es uno de los puntos clave durante el invierno, cuando un niño está bien alimentado evitará contagiarse fácilmente de gripes o resfríos. Si el bebé está en la etapa de la lactancia materna no debe abandonarla, salvo que el médico indique lo contrario.

Vía | ABC
Foto | Flickr – Ferrer Paris

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 4 octubre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *