2 diciembre 2009 Entretenimiento, Libros, Ocio

poemas de navidad villancico del niño dormilon

La época navideña sigue siendo un momento especial que, de una forma u otra, brilla con luz propia dentro del calendario. Sea por motivos puramente religiosos o por la simple inercia de la tradición, lo cierto es que ocupa un tiempo importante dentro de nuestras vidas, mucho más cuando los niños vienen a ocupar la casa, a llenar esos huecos vacíos en nuestras alma que ansían esa energía renovadora que sólo nos regala la infancia.

Y, de todo ello, mucho sabía nuestra poetisa de cabecera, la gran y querida Gloria Fuertes. Para ella la Navidad no sólo era un tema recurrente para acercarse a los más pequeños de la casa, era, en sí mismo: el Gran Tema. Y puede que nos sorprenda por esa manera suya de tratar lo divino como algo cotidiano o lo sublime con una normalidad maravillosa que nos hace, si cabe, acercarnos más al mundo de la poesía. Y es que Gloria dominaba, como nadie, el lenguaje secreto de la infancia.

Por eso, un día más, os dejamos unos versos que hablan de Navidad y que podemos, y debemos, compartir con los niños.

VILLANCICO DEL NIÑO DORMILÓN
No te duermas, hijo,
que están los pastores.
Ellos te traen quesos,
ellos te traen flores.

Hijo, no te duermas,
que vienen los magos.
Melchor, si le vieras,
los ojos muy largos,
Baltasar muy negros
y Gaspar muy claros.

Hijo, no te duermas
que nace mi llanto.
No cierres los ojos,
que te está mirando
un pastor sin madre
que vino descalzo
a ofrecerte un cuenco.

Cuenco de sus manos
lleno de azulinas
de las de tus campos.

¡Hijo, no te duermas,
que te están rezando!

Poema | Fundación Gloria Fuertes
Vía | Paco Mova

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 diciembre 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *