6 enero 2017 Entretenimiento

poema reyes magos

El 6 de enero es uno de esos días especiales en los que los niños, sobre todo, son los protagonistas. Se trata de la última festividad dentro de las navidades y vienen a poner el broche de oro a una época muy especial. Los Tres Reyes Magos, que según la tradición cristiana, visitaron al Niño Jesús, también lo hacen de casa en casa, dejando presentes y regalos, tal como lo hicieron entonces, a aquellos niños y sus familias que aún siguen creyendo en la magia.

Por eso hoy, como es un día de profunda celebración, hemos querido compartir con vosotros un precioso poema del escritor nicaragüense Rubén Darío. Está centrado en la figura de los Tres Reyes Magos: Melchor, Gaspar y Baltasar que, a modo de diálogo explican su cometido ante el recién nacido.

LOS REYES MAGOS

-Yo soy Gaspar. Aquí traigo el incienso.
Vengo a decir: La vida es pura y bella.
Existe Dios. El amor es inmenso.
¡Todo lo sé por la divina Estrella!

-Yo soy Melchor. Mi mirra aroma todo.
Existe Dios. Él es la luz del día.
La blanca flor tiene sus pies en lodo.
¡Y en el placer hay la melancolía!

-Soy Baltasar. Traigo el oro. Aseguro
que existe Dios. Él es el grande y fuerte.
Todo lo sé por el lucero puro
que brilla en la diadema de la Muerte.

Gaspar, Melchor y Baltasar, callaos.
Triunfa el amor y a su fiesta os convida.
¡Cristo resurge, hace la luz del caos
y tiene la corona de la Vida!

Foto | Etapa Infantil

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *