20 febrero 2016 Embarazo, Libros

poema Sacra Leal 5

Tener un hijo es una de las experiencias más maravillosas que pueden ocurrir en la vida de un ser humano. Pensar que nuestro cuerpo puede ser el habitáculo perfecto en el que se desarrolle otro ser, es casi un milagro que la naturaleza nos ofrece día a día. Para aquellas mujeres que, además, se dedican al mundo del arte en cualquier de sus vertientes, resulta mucho más mágico ese espacio en el que, durante nueve meses, sabes que dentro de ti se está desarrollando una nueva vida. Por eso, difícilmente, una puede negarse a tal embrujo.

La poesía es una de las formas de expresión literaria más pura y hermosa. Versos íntimos que hablan de sentimientos en toda su plenitud. Palabras que ponen nombre a aquellos pensamientos que no sabemos bien como definir. La poesía se puede convertir, en esos momentos en los que nos sentimos tan vulnerables, en una de nuestras mejores aliadas para comunicarnos con ese ser que está creciendo en nuestro interior.

ESTÁS AQUÍ, HIJO

Estás aquí.
Latido preciso y milenario.
Vida inmaculada de incorpóreas esencias.
Luz infinita.
Hoguera de mi alma.
Estás aquí.
En la confluencia virginal de mis paisajes.
En el pulso silente
de mis tímidas neuronas.
En el mismo meandro de mi pensamiento
hacia donde vuelas,
botón de mayo,
por la ígnea beatitud de mis besos.
Estás aquí,
en el Edén magnánimo de mi útero.
Estás aquí,
hijo del amor y la esperanza.

Foto | Ver imágenes tiernas

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *