27 abril 2011 Consejos, Embarazo, Salud

Pesticidas de uso agrícola afectan al feto
Los organofosforados son insecticidas agrícolas, como el clorpirifós o el diazidón, utilizados en muchas partes del mundo, entre ellas en España. Además fueron de uso doméstico en Estados Unidos durante mucho tiempo hasta su prohibición en 2001. Según varios estudios realizados en California y Nueva York, la exposición a estos pesticidas durante el embarazo puede afectar al desarrollo intelectual del feto.

En Environmental Health Perspectives se han publicado tres estudios que revelan que a los 7 años los niños cuyas madres estuvieron expuestas a los organofosforados, tienen peores resultados que sus pares en pruebas de memoria y de cociente intelectual.

Uno de los estudios se centro en las áreas agrícolas de Salinas, en California. Lo realizó el equipo de la doctora Brenda Eskenazi de la Universidad de Berkeley, quien ha declarado que, “Sospechamos que la exposición se debe principalmente a los residuos de pesticida en los alimentos, aunque también podría provenir del ambiente y los hogares de los agricultores”. Sin embargo insiste en la importancia de la verdura en la dieta, “Es muy importante no limitar la dieta, especialmente en mujeres embarazadas. Pero hay que lavar las frutas y vegetales, incluso cuando tengan piel. Si es posible, con un cepillo”.

En una primera investigación este equipo comprobó en 329 niños que, a los cinco años, aquellos cuyas madres habían estado expuestas al insecticida tenían un deterioro del desarrollo cognitivo. Este era mayor cuanto mayor fue la exposición de la madre. Lo mismo han comprobado ahora con niños de 7 años. Los niños cuyas madres estuvieron más expuestas tienen siete puntos menos de media que el resto.

El estudio realizado en la la Escuela Mailman de Nueva York con 256 niños da los mismos resultados. Los hijos de las mujeres más expuestas mostraban problemas de memoria significativos y un cociente intelectual algo menor que sus pares. Y por último la investigación del Mount Sinai obtuvo resultados similares pero comprobó que el efecto nocivo del insecticida sólo afectaba a los hijos de las mujeres genéticamente más susceptibles.

Si estás embarazada lo que puedes hacer es lo que recomienda la doctra Eskenazi, lavar muy bien fruta y verdura, pero no quitarla de tu dieta.

Vía | El Mundo
Foto | Flickr-Floresyplantas.net

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 28 abril 2011
  2. Relacionan los pesticidas con el autismo infantil 26 junio 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *