16 febrero 2012 Embarazo, Salud

Tener perro ayuda a hacer ejercicio
El perro dicen que es el mejor amigo del hombre, parece que también durante el embarazo. Un estudio publicado en PlosOne ha comprobado que es más fácil que las gestantes cumplan con las recomendaciones sobre ejercicio físico, si tienen un perro. Hacer ejercicio siempre es saludable, pero en el embarazo es especialmente importante.

Se recomienda que las embarazadas dediquen 30 minutos, tres o cuatro días a la semana, a hacer algún ejercicio aeróbico como caminar, yoga, pilates, jogging o natación para embarazadas. Las mamás con perro lo hacen un 50 por ciento más que las que no tienen mascota, según el estudio de la Universidad de Liverpool. Los autores, que analizaron los datos de 11.000 gestantes, señalan que, “Lo importante es que la embarazada esté activa y se mueva a un ritmo normal, a una intensidad media. Por ejemplo, en media hora pasear unos dos kilómetros”.

No todas las mujeres que tienen perro mantienen un peso saludable en el embarazo, pero el compromiso de cuidarlo ayuda a moverse. Los investigadores recuerdan que hay muchos estudios que advierten de que “la obesidad o una subida importante de peso durante el embarazo puede afectar tanto a la madre como al bebé. Por ejemplo, podría ocasionar dificultades en el nacimiento o tener implicaciones en el desarrollo de una futura obesidad del niño“.

Jackie Calleja, ginecólogo del Hospital Universitario Quirón Madrid, coincide afirmando que se sabe que “la actividad sedentaria junto a una dieta poco equilibrada y sobrepeso son factores de riesgo para desarrollar enfermedades que aparecen en el segundo y tercer trimestre de la gestación, como la preeclampsia, la diabetes gestacional, fatiga….

Vía | El Mundo
Foto | Flickr-Jgoldmania

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 febrero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *