17 junio 2009 Parto

El parto instrumentado, forceps, espátulas y ventosas
Entre el parto vaginal sin ayuda y la cesárea, está el parto instrumentado. Es aquel en que el médico debe recurrir a unas herramientas diseñadas para extraer el feto por vía vaginal, obteniéndolo por la cabeza, para garantizar una mayor protección para el contenido craneano y por lo tanto sin traumatismo para él ni para la madre.

Los instrumentos como el forceps o las espátulas son muy útiles cuando el periodo expulsivo se prolonga excesivamente, cuando se produce un agotamiento materno, cuando la madre sufre algún tipo de enfermedad que recomiende una extracción fetal rápida o en caso de cesáreas previas. Asimismo, esta indicado en caso de detectar sufrimiento fetal o para facilitar la extracción del feto cuando tiene alguna postura que dificulta el parto.

Los forceps son unas pinzas grandes articuladas, con forma de cuchara que se encajan a los lados de la cabeza del bebé y que le ayuda a que descienda por el canal del parto. Permiten rotar la cabecita del bebé.

Las espátulas son parecidas a los forceps pero no se articulan. Permiten que la cabeza del bebé baje por ellas pero no pueden rotarla. Se utilizan en los mismos supuestos que los foceps, excepto cuando hace falta mover la cabecita.

La ventosa obstétrica es una cazoleta que se pone en la cabeza al bebé y funciona como un aspirador. Hace el vacío para que se pueda tirar del bebé. El cuero cabelludo del pequeño puede tener un ligero abombamiento tras el uso de la ventosa, pero suele desaparecer a las 48 horas.

Cada instrumento está indicado para una o varias complicaciones del parto. Pese a lo que se cree, los partos instrumentados son bastante seguros. Pueden aparecer complicaciones, generalmente desgarro perineal o vaginal de la madre y en raras ocasiones puede ser algo grave para el bebé o la mujer. Si un obstetra decide utilizar instrumentación en un parto, será como en cualquier otra situación, porque ha sopesado los riesgos tanto de utilizarlos como de no hacerlo.

Vía | Clínica Universidad de Navarra
Foto | Science Museum

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 junio 2009
  2. Complicaciones del parto: Rotura de clavícula del recién nacido 8 junio 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *