2 marzo 2010 Embarazo, Fertilidad, Noticias

Nace el primer bebé concebido naturalmente tras un trasplante de ovario
Lucca y su hermana Aviaja son dos de los nueve niños nacidos en el mundo tras un trasplante de tejido ovárico. Su madre tuvo que someterse a un tratamiento contra el cáncer. Para preservar su fertilidad se le extirpó un ovario que fue criopreservado y que se le volvió a implantar ocho meses después, tras superar la enfermedad. Hasta aquí, como hemos dicho, es un caso entre otros siete en el mundo, dos de ellos en España. Pero Lucca es una excepción.

Los otros 8 pequeños, incluída Aviaja fueron concebidos tras un tratamiento de fertilidad, pero Lucca lo ha sido de manera natural. Los médicos daneses que han tratado a esta mamá son los primeros sorprendidos. No esperaban que el ovario pudiera seguir siendo funcional tras cuatro años de su reimplantación. De hecho Stinne, la madre, tenía una cita en una clínica de fertilidad cuando supo que había quedado embarazada.

El éxito de la conservacíón de tejido ovárico y su posterior reimplantación es una importante esperanza para las mujeres que tienen que someterse a un tratamiento que pueda afectar a su fertilidad. Además, no se implanta el total del tejido, en el caso de Stinne aún tiene una parte congelada en nitrógeno líquido, que puede seguir funcionante durante los próximos 40 años.

Algunas voces se han apresurado a decir que esto puede ser una puerta abierta para las mujeres que quieran ser madres una vez superada la menopausia. Pero los médicos se muestran excépticos. No es fácil que una mujer sana se someta a una intervención para extirpar un ovario y que años después vuelva a correr el riesgo de la intervención y el quirófano para reimplantárselo.

Este caso ha sido publicado en Human Reproduction y la protagonista que trabaja en la University of Southern Denmark en Odense, es una de las autoras. De momento son muy pocos los casos pero son una gran esperanza para muchas mujeres jóvenes.

Vía | 20 minutos
Imagen | Blogys

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *