12 mayo 2013 Noticias, Salud

Alergias y limpiar chupete con nuestra saliva
Cierto es que vivimos en una era en la que el exceso de pulcritud, de limpieza y de hermetismo ante los agentes exteriores, está convirtiendo a nuestros bebés en seres frágiles que apenas desarrollan un sistema inmunológico totalmente maduro y preparado ante la invasión de distintos virus y bacterias, pero de ahí a limpiar con mi propia saliva su chupete, creo que hay una diferencia.

Sin embargo unos médicos de Gotemburgo, en Suecia, han publicado esta misma semana en la revista Pediatrics, un estudio en el que aseguran que limpiar el chupete con la saliva de los progenitores le va ayudar a aminorar el riesgo de padecer alergias.

Estos investigadores, que pertenecen a distintos centros médicos y biológicos, analizaron a un total de 184 niños consumidores habituales de chupetes. La investigación empezó cuando los bebés tenían 4 meses de edad y se les tomó una muestra de saliva, a los dos meses siguientes se les entrevistó a los padres. Una vez alcanzaron la edad de entre 18 y 36 meses, se les ha hecho la prueba definitiva que consiste en exponerlos a distintos microbios para comprobar cuan resistentes son a ellos, comprobando que aquellos padres que utilizaban su saliva para lavar el chupete del niño, sus hijos estaban más preparados para resistir ante estos agentes externos.

Así descubrieron que estos bebés tenían menor riesgo de padecer alergias, asma o eccemas ya que habían desarrollado una flora oral distinta, mucho más resistente que aquellos niños que sus padres utilizaban otros métodos para tal fin. Según las explicaciones de estos expertos, los padres transmiten una serie de microbios a través de su saliva que estimulan y refuerzan el sistema inmunológico del bebé.

Vía | El periódico
Foto | The baby market

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 12 mayo 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *