2 diciembre 2012 Entretenimiento, Ocio

Manualidad: coronas de botones para el arbolYa hemos empezado una época estupenda para compartir con los niños nuevas experiencias. La Navidad es un buen momento para enseñarles buenos comportamientos, incentivar sus aptitudes generosas o animarles a ser más solidarios. Pero también es un buen momento para compartir en familia.

Y es un momento estupendo para realizar pequeños trabajos manuales juntos, así adornamos nuestro hogar, preparándolo para la Navidad con detalles que nosotros mismos hemos ido fabricando, dando un toque personal, íntimo y, sobre todo, muy divertido a nuestra casa, que ya queda preparada para recibir una avalancha de visitas amorosas que traen, consigo, todos sus mejores deseos. Por eso, para adornar el tradicional árbol, y para que quede de los más original, aquí os dejo una sencilla y divertida manualidad que, seguro, encantará a los niños.

Sólo vamos a necesitar unos botones, alambre, cinta para decorar y adhesivo.

Seguro que en casa tenemos una legión de botones escondidos por cualquier sitio. En el costurero, aquellos que se van cayendo y nunca acaban en su sitio o los que vamos quitando de las prendas inservibles y que, más tarde, convertimos en otras para distintos usos. De todos modos, si lo que queremos es crear una escala de tonalidades de un mismo color, tal y como aparecen en la fotografía, podemos encontrarlos, a muy buen precio, en las mercerías, en los bazares o en las tiendas típicas de “todo a cien”. De todos los colores, tamaños, modalidades… así podemos ir combinándolos según nuestros gustos.

Para formar esta corona sólo necesitamos un alambre que nos permitirá modelarlo a nuestro gusto: redondo, cuadrado, triangular, amorfo… Y, pacientemente (y eso lo pueden hacer los niños con toda tranquilidad), iremos engarzando los botones en el alambre, una vez terminado el círculo, lo cerramos, bien con cinta adhesiva o haciéndole un nudo, y lo rematamos con un simpático lazo, al que luego colocamos una cinta más fina para poder colgar en el árbol. Y ya tenemos un adorno único e irrepetible para que nuestra Navidad, además de amorosa, luzca con total originalidad.

Vía | Navidad

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 diciembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *