9 septiembre 2011 Lactancia, Padres y madres

La lactancia materna da valentía a la mamá
Un estudio realizado con 55 mujeres no es significativo porque la muestra es muy pequeña. Que no sea relevante no significa que sea falso, sólo que no es concluyente y sirve para dar una idea de por donde seguir investigando. Es el caso de una investigación dirigida por Jennifer Hahn-Holbrook de la Universidad de California. Según la autora, las madres que dan el pecho son más agresivas que las que no lo hacen o las mujeres sin hijos.

La autora explica los resultados, “Las madres lactantes no salen a buscar pleitos en un bar, pero si alguien las amenaza, o a sus bebés, nuestra investigación sugiere que tal vez sean más propensas a defenderse de forma agresiva”. Al parecer la lactancia reduciría la presión arterial de la mujer lo que se relacionaría con esa defensa más agresiva. “La lactancia tiene muchos beneficios para la salud e inmunidad de un bebé, pero parece que también tiene un beneficio poco conocido para la madre. Quizás provea a las madres con una protección contra muchos estresores a los que se enfrentan las nuevas madres, al mismo tiempo que les da un impulso adicional de valor si necesitan defenderse a sí mismas, o a sus bebés.

Cuando he leído sobre este estudio he pensado en dos cosas. Por un lado, desde que me quedé embarazada noté más indefensión. Me sentía vulnerable y la sensación se mantiene con los niños. Nunca he sido miedosa, así que el sentimiento es una novedad, aunque es lógico puesto que el mismo cerebro y el mismo cuerpo deben velar ahora por tres seres. Siempre he confiado en el instinto, pero aún así no puedo evitar esa sensación de debilidad. ¿Será porque no he dado el pecho?, ¿me sentiría más fuerte si lo hubiera hecho?. Sinceramente no lo creo. Y en caso de ataque a mis hijos espero que mi cuerpo y mi mente den el ciento por ciento.

El otro pensamiento que me ha sugerido el artículo, espero que no moleste a nadie, ¿Explicará esta relación pecho-agresividad la defensa enconada e irracional que algunas hacen de la lactancia materna?, porque hay que reconocer que muchas veces se puede considerar agresiva. Es broma aunque en el fondo podría ser una explicación. En cualquier caso si el estudio no es relevante para una cosa, tampoco para la otra.

Vía | Healthfinder
Foto | Flickr-Hobomama

También te puede interesar

Comentarios

3 comentarios
  • jane

    Por supuesto que si alguien quiere evitar que alimente a mi hijo de la manera más natural y beneficiosa para él , por que yo que soy su madre así lo he decidido, y no sólo no me lo facilita, si no me lo obstaculiza y me fastidia, se me pone la adrenalina en niveles altos.

  • Jane, no creo que los autores del estudio se refieran a madres que defienden la lactancia, sino a madres lactantes que defienden a sus hijos. Y no se yo en que influirá el tipo de alimentación con la defensa del hijo, la verdad. Un saludo

  • avizuelana

    Jeje.. aunque lo digas de borma, me sonó lógico, y eso por las hormonas que se segregan al amamantar. Tampoco me suena descabellado que tu actitud relajada pudiera tener relación con no haber amamantado. Si hablamos sólo de efectos en el comportamiento de la prolactina y la oxitocina, podría ser real. Gracias a Dios que actualmente no necesitamos defendernos físicamente de casi nada. Asi que mientras el vínculo y el apego con los hijos sea sano y fuerte, no creo que haya gran problema. Saludos!

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 9 septiembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *