29 mayo 2009 Consejos, Educación, Salud

Los pediatras aconsejan proteger siempre a los niños del sol

Quemaduras, fotosensibilidad y dermatitis son las enfermedades que puede provocar un abuso en la exposición solar a corto plazo; mientras que envejecimiento cutáneo, cataratas, alteración del sistema inmune y cáncer son las dolencias que aparecerían a largo plazo.

Así de contundentes se han mostrado los representantes de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) y la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (Sepeap), quienes han hecho un llamamiento a todos los padres advirtiendo de que los niños siempre deben estar protegidos frente al sol ya que exponerlos directamente es un peligro potencial.

Para llevar a cabo esa fotoprotección, los especialistas señalan dos formas: una a través de la ropa (camisetas que cubran los hombros, sombreros de ala ancha, gafas de sol con filtro UV-A y UV-B, etcétera); y por otro lado fotoprotectores tópicos, es decir, cremas protectoras frente a la radiación ultravioleta con un factor de protección solar a partir del 15 o más alto en función del tipo de piel.

Además de tomar estas medidas, los pediatras de AEPap y Sepeap han hecho una serie de recomendaciones a tener en cuenta:

  • Evitar una exposición excesiva al sol y dar ejemplo a los niños con hábitos adecuados.
  • Durante el periodo estival, permanecer a la sombra entre las 12 del mediodía y las 5 de la tarde.
  • Los lactantes de menos de seis meses no deben exponerse a la luz solar directa.

Los representantes de estas sociedades científicas han querido recordar que los cánceres de piel son los más frecuentes entre la población, por lo que es preciso concienciar a los padres, especialmente en estas fechas en las que estamos a las puertas del verano.

Vía | Acceso
Foto | Hola

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *