14 septiembre 2017 Recién Nacido, Salud

liip smart monitor

Vivimos en una sociedad en la que la tecnología ocupa un puesto preferente. Lo que empezó siendo un artilugio estupendo para poder comunicarnos desde cualquier lugar, sin necesidad de cables y llegando a cualquier rincón del mundo, se ha convertido en un objeto, casi milagroso, desde el que podemos controlar toda nuestra vida, nuestros deseos e, incluso, los de los demás. Estar informados al instante de cualquier cosa que nos interese no solo es posible, sino que a menudo resulta hasta conveniente.

Por eso la última tecnología, y los avances dentro del mundo de las aplicaciones para smartphone, no podía pasar por alto el mundo de la infancia, especialmente el de los bebés y sus cuidados.

La salud del recién nacido y sus incógnitas

Cuando un recién nacido llega a casa, son muchas las incógnitas que se nos plantean, sobre todo si es el primero. Nosotros somos los responsables de sus cuidados, por eso la salud se convierte en el foco perfecto de todas nuestras angustias. Pero ¿cómo detectar sus problemas si el niño, todavía, es incapaz de expresarse?

El llanto en el recién nacido es el único método que emplea para mostrar sus necesidades. A través de la observación y de la rutina en su convivencia, los padres aprenden a diferenciar ese llanto si es síntoma de una molestia física, si tiene hambre, si está aburrido o si necesita un cambio de pañal. Sin embargo hay problemas de salud que el niño no sabe manifestar y que pueden tener consecuencias muy graves.

bebé llorando

Ingenieros, bioquímicos y pediatras han creado la pulsera inteligente

Una de las grandes preocupaciones de los papás, especialmente a lo largo de la noche, es la conocida como “muerte súbita del lactante”. A pesar de los controles y minuciosos exámenes que recibe el recién nacido nada más ver la luz, esta misteriosa tragedia todavía sigue acumulando pérdidas de bebés, sin que la causa esté totalmente clara.

Es aquí donde han unido fuerzas un grupo de ingenieros, bioquímicos y pediatras valencianos para crear una nueva aplicación capaz de monitorizar, en todo momento, la salud de nuestro bebé. Se trata de una pulsera que mide las constantes vitales del bebé dándonos información, en todo momento, de los niveles de oxígeno en sangre, frecuencia cardíaca, pulso, temperatura y movimiento.

bebé en el pediatra

Avisa de cardiopatías, epilepsia, infecciones…

Cualquier anomalía de salud que se presente en el bebé se trasladará a la aplicación que tienen los padres en su smartphone. Riesgo de muerte súbita, ataques epilépticos, cardiopatías, convulsiones o infecciones víricas o bacterianas, serán detectados por esta pulsera. Dependiendo la gravedad, se enviará un mensaje a los padres en tres niveles: Normalidad, Situación Aguda o Situación Crítica. En este último caso, llamará directamente al 112 para que acudan, de inmediato, las urgencias médicas.

La pulsera se coloca en el tobillo izquierdo del recién nacido hasta cumplir el año. A partir de ese momento se le colocará en la muñeca izquierda. Tiene autonomía de 14 horas y, además de informar a los padres, también realiza un informe detallado para que el pediatra pueda observar las incidencias, si las hubiere, y conseguir un diagnóstico más rápido y acertado.

Vía | Ticbeat
Fotos | Pixabay, Mucho baby y Youtube

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *