20 abril 2009 Consejos, Embarazo, Salud

gripe

La gripe es una de las infecciones que más se ve en los meses en donde las temperaturas bajan.

Como todos los años es bueno que las personas se vacunen, sobre todo que cuentan con condiciones determinantes de una minusvalía con respecto a este virus como por ejemplo las que padecen enfermedades crónicas cardíacas, pulmonares, los prematuros, los que tienen tumores sólidos y líquidos, tratamientos prolongados con corticoides.

Los niños pueden vacunarse a partir de los 6 meses con la vacuna antigripal inyectable. También es bueno que se vacunen todos los niños con una enfermedad de base y sus convivientes así como también los niños sanos que viven con personas de más de 65 años de edad. De esta forma se protegerán a la personas que tienen mayor riego de enferman por los virus de influencia.

Las epidemias suelen empezar por los niños, generalmente que cursan las escuelas primarias
. Dentro de este grupo generacional la gripe cursa un cuadro, por lo general, más leve que la del adulto, pero de cualquier forma se pueden presentar complicaciones (sobre todo la neumonía, que puede ser causa de hospitalización). En los niños pequeños pueden presentarse como bronquiolitis, o neumonía viral.

Cuando se vacuna por primera vez a un niño pequeño (de los 6 meses hasta los 8 años de edad) ese primer año que se vacuna debe recibir dos dosis que se aplicaran en forma separada por un invertalo de 4 a 8 semanas.
Por ese motivo es bueno que se vacunen a los niños tempranamente.

Todos los niños que están en una comunidad semicerrada tienen mayor riesgo de contagiarse, porque están más de seis horas conviviendo y lo mismo ocurre con los que viven con necesidades básicas insatisfechas en los que el hacinamiento tiene un rol fundamental.


Las embarazadas que tienen más de 16 semanas deben vacunarse
. En este grupo la enfermedad puede convertirse en grave. El virus de la gripe no lesiona al producto de la gestación en forma directa, pero produce un daño indirecto. Esto es debido a que la gripe trae aparejada fiebre de más de 38.5ºC. La temperatura puede llegar a ser la causante de que aumenten los movimientos del útero (la constractibilidad uterina). Y, por la contractura, llega menos sangre con los nutrientes al bebé.

Ningún producto debe ser administrado a la gestación en el periodo inicial del embarazo.
Esta es una medida que de extrema seguridad. Por eso, la indicación de la vacuna solamente para embarazadas de 16 semanas de gestación.

Fuente | Revista Nacer Una aventura

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *