13 febrero 2010 Noticias, Nutrición, Salud

Investigadores españoles buscan biomarcadores para detectar tempranamente el síndrome metabólico

Teniendo en cuenta que los niños obesos tienen una cantidad inferior de “adiponectina”, una hormona relacionada con la resistencia a la insulina, investigadores de la Universidad de Granada quieren utilizar el nivel de esta hormona como parámetro, para determinar tempranamente si un niño padece síndrome metabólico.

Muchos niños tienen una mayor predisposición genética para sufrir este trastorno, pero según recientes estudios, el 30 por ciento de los niños con problemas de peso podría llegar a padecerlo. Utilizar la medida de esta hormona como biomarcador, podría evitar las patologías y complicaciones secundarias que podrían desarrollarse al padecer el síndrome metabólico, obteniendo un diagnóstico más rápido.

El síndrome metabólico esta relacionado con diversas enfermedades cardiovasculares y se ha asociado tradicionalmente con personas adultas; los investigadores esperan que a través de el hallazgo de estos biomarcadores, el síndrome pueda detectarse de una forma temprana y segura en los niños, que presentan bajos niveles de adiponectina, aumentando su resistencia a la insulina. Esta condición les hace propensos a padecer diabetes a corta edad, lo que se relaciona con el síndrome metabólico.

Este estudio ha contado con la participación de 900 niños, a los cuales se ha estudiado sus rasgos genéticos, hábitos y alimentación, además de las mediciones de tensión arterial, el índice de masa corporal (IMC), triglicéridos y el colesterol. Cuando un niño presenta alteraciones en al menos tres de estas variables, se considera que padece el síndrome.

Al basar las pruebas diagnósticas en la detección y medición de la hormona adiponectina, se obtendría un resultado mucho más rápido, ya que bastaría con conocer el porcentaje de esta variable para determinar si el niño padece o no el síndrome. En caso de resultar positivo, el niño requeriría realizar actividad física constante y alimentarse de forma sana y balanceada para impedir que se desarrolle la enfermedad.

Vía | ADN
Foto | Química´s Blog

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *