27 enero 2013 Entretenimiento, Ocio

Dale el toque de distinción a su disfraz con estas divertidas narices

Para disfrutar de una fiesta de Carnaval con los más pequeños de la casa podemos disfrazarlos pero también podemos hacerles partícipes con unos simples detalles. En busca de ideas me he topado con unas divertidas narices hechas a mano que pueden servirnos para dar el toque final a un bonito disfraz o incluso para sorprender a los pequeños en las fiestas de cumpleaños.

Para realizarlas necesitaremos hueveras de cartón de las tradicionales, no de las que hay ahora con la parte superior de plástico y la inferior de cartón. Además de este necesitaremos pinturas de colores, pinceles, cartulinas o lana y goma elástica.

El primer paso es recortar la huevera, utilizando los trozos puntiagudos para las narices alargadas como los cocodrilos, los zorros o los ratones y los trozos planos (donde reposan los huevos) para los hocicos chatos como el del gato, cerdo y perro. Recuerda hacer uno o varios orificios en el cartón para que puedan respirar.

El siguiente paso es decorar con las pinturas. Podemos tomar como muestra cualquier dibujo que encontremos por la red, aunque es muy sencillo y con elegir los colores adecuados ya obtendremos buenos resultados. Una vez estén secas utilizaremos tiras de cartulina o trozos de lana para hacer los bigotes. Por último hacemos dos pequeños orificios en los laterales de la nariz por donde pasaremos y ataremos la goma elástica que servirá para sostener la nariz.

Vía | Babyjungle

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 27 enero 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *