19 marzo 2009 Padres y madres, Recién Nacido

Papá
Ya me lo advirtieron mamá y sus amigas: “ideas para regalar a un padre en su día, hay mil”. Incluso las puedo confeccionar yo mismo, con estas manitas que tus ojos han imaginado tantas veces. Pero, ya ves, mira que horas son y todavía ando buscando el presente perfecto que pueda compensar tus desvelos.

¿Te acuerdas cuando nos miramos y yo conocí tus ojos y tú me pusiste nombre? Aquél día yo cumplí nueve meses de gestación y un segundo de oxígeno terrenal. Después lloré porque, de la emoción, olvidé tu apellido, ese que ya es mío para siempre.

Sigue besándome desde el corazón. Tus besos en la barriga de mamá me sabían a esperanza, a luz, a ventana… a ese dulzor que emana la primavera deseosa por estallar entre la vida. Háblame como entonces, de momento no te puedo contestar, balbuceo, me río, a veces lloro de emoción o me desespero por este mundo que no comprende que el motor de la vida funciona sólo con amor.

Cuéntame cosas desde la esperanza. El ombligo sigue estando operativo. Me han chivado otros bebés que, incluso después de que nos corten el cordón umbilical, podemos comunicarnos con nuestros papás. Deben ser las ondas-filiales-irrompibles que nos ofertan tarifa plana en unas condiciones difíciles de olvidar.

Si quieres te hago una pompa de saliva láctea o un guiño de esos que me salen tan graciosos y que enseñas a todos tus amigos con un orgullo de padre recién estrenado. Igual mañana, en la oficina, te nombran papá del año por esos “posado-robados” que me tomas y que resultan tan recurrentes o por el reguero de babas que dejas a los pies de tu mesa, sobre los zapatos recién satinados de betún.

Y es que, aunque no te lo diga, te quiero mucho, PAPÁ. Ya vendrán los homenajes de palabra, las pegatinas en el coche, los indescifrables dibujos del cole o esas ‘plastilinas imposibles’ entre fotografías acrobáticas en las piscinas de un verano cualquiera. Contigo ya vendrá el futuro y ese es el mejor regalo que nos espera a los dos.

Foto | Online artikel

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios
  • Jenny

    Has conseguido que tus palabras las haga mías (como si ambas hablásemos de la misma persona) Qué hermosura de texto. Gracias, Sacra.

  • Sacra

    Gracias Jenny, de eso se trata, de movilizar nuestros sentimientos haciéndonos ver que en lo cotidiano hay toda una eternidad de amor por descubrir.

Enlaces y trackbacks

  1. Regalos para el Día del Padre según su horóscopo (I) 5 marzo 2011
  2. Ideas para el Día del Padre: Móvil personalizado del bebé 12 marzo 2011
  3. Ideas para el Día del Padre: Portaretratos de pasta 16 marzo 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *