El estrés en el embarazo influye en el tamaño del bebé

El estrés en el embarazo influye en el tamaño del bebé

Escrito por: Sacra    20 enero 2018     Sin comentarios     2 minutos

Una nueva investigación sobre la influencia del estrés durante el embarazo, ha demostrado que es determinante para el crecimiento del bebé y su tamaño posterior

El estrés se ha convertido en uno de los grandes males de este siglo. El trabajo, las exigencias académicas, las prisas, la vida en la ciudad o el exceso de preocupaciones han copado toda nuestra vida, haciendo que nuestro sistema emocional se encuentre, a menudo, en unos límites preocupantes para nuestra salud. Pero si ello se produce, además, cuando estamos embarazadas, entonces esas repercusiones pueden incidir directamente en el desarrollo del bebé.

Una nueva investigación, realizada en diversas especies de mamíferos, ha demostrado que el exceso de estrés en la gestación provoque un retraso en el crecimiento del bebé, tanto en el útero como durante los primeros meses de vida.

Una investigación conjunta entre Estados Unidos y Alemania

Se trata de un estudio realizado por investigadores de las universidades de Nuevo México, en Estados Unidos, y Gotinga, en Alemania, así como del Centro alemán de primates. Los resultados de esta investigación han sido publicados en la revista “PNAS”.

Son muchos los estudios que se han realizado en torno a la influencia que el estrés provoca en el desarrollo del bebé cuando, todavía, está en el vientre materno. Sin embargo, hasta el momento, no se había encontrado una causa directa entre ese estado descontrolado de nerviosismo y el tamaño del bebé. Esta nueva investigación ha dado con una clave importantísima a través del análisis de 719 trabajos con 21 especies de mamíferos diferentes.

crecimiento del bebé

El tamaño cambia dependiendo del periodo en el que se produzca el estrés

Los más curioso de esta investigación es que el tamaño del bebé varía de dos formas diferentes, dependiendo del periodo en el que se producía esa cota elevada de estrés en la madre.

Cuando el estrés se produce en el último trimestre del embarazo provoca que el bebé crezca de forma más lenta en el útero y también durante los primeros meses de su vida, hasta que se abandona la lactancia. Una vez pasado ese periodo tienden a igualarse con el resto de niños que no han sufrido estrés en el vientre materno.

Sin embargo, si la madre ha sufrido estrés durante los primeros meses de embarazo, ocurre el efecto contrario. Es así como el bebé experimenta un crecimiento mucho más rápido en el útero pero, también, a lo largo de su infancia y, también, en la edad adulta, comparados con aquellos cuyas madres no habían sufrido ningún nivel de estrés.

Vía | Telecinco
Fotos | Bekia y Boobigable


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.