28 agosto 2009 Parto, Recién Nacido, Salud

la episiotomia

La episiotomía es la incisión que practica el médico entre la abertura de la vagina y el ano (perineo) durante el parto. Esta práctica ha sido rutinaria durante muchos años ya que se tenía la creencia que evitaba los desgarros naturales propios del parto y ayudaba en algunas complicaciones que se pudieran presentar después. Con el tiempo se han dado cuenta que, de no ser absolutamente necesario, es preferible no practicarla ya que las desventajas son mayores a los beneficios.

Los profesionales ya no creen que una episiotomía rutinaria sea necesaria, pero también aconsejan que se practique en casos concretos como cuando hay una certeza de que pueden producirse grandes desgarros vaginales, cuando el bebé está en un posición anómala o si es necesario un parto rápido. Generalmente utilizan anestesia local y se trata de un procedimiento no doloroso.

Tanto la episiotomía como los desgarros pueden causar molestias los días siguientes al parto, sobre todo al andar, sentarte o ir al baño. Dependiendo de lo grande que haya sido la herida tardaremos más o menos tiempo en curarla. Para ayudar en esta tarea podemos seguir algunos consejos:

También te puede interesar

Comentarios

2 comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Consejos para evitar la episotomía 29 junio 2012
  2. Después del parto aún queda un día en el hospital 26 julio 2012
  3. rank thai keywords 2 agosto 2015
  4. poe switch 8 port 10 agosto 2015
  5. Social media news 24 agosto 2015
  6. image source 25 agosto 2015
  7. demuthexpo 30 agosto 2015
  8. افضل شركة تنظيف بالرياض 3 septiembre 2015
  9. Retomar las relaciones sexuales tras el parto no siempre es fácil 8 diciembre 2015

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *