15 enero 2011 Compras, Consejos, Opinión

Cuando empezar a comprar las cosas para el bebé
Según te enteras de que estás embarazada por la calle sólo ves barriguitas y cochecitos, y de pronto parece que las tiendas de niños crecen como setas por todos lados. Inevitablemente piensas en todo lo que puede necesitar tu bebé cuando nazca, para dormir, vestir, bañarse o comer. Entonces surge la pregunta de cuando empezar con las compras.

En realidad no hay un momento ideal, depende sobre todo de tu personalidad, de si eres nerviosa, tranquila, paciente, impaciente, positiva o prudente. Aún así, sería conveniente esperar a la primera ecografía en la que el médico te confirma que el embrión está bien implantado y se va desarrollando bien. Hacia la semana 25 comenzarás a sentir el síndrome del nido, la necesidad de tener todo limpio y listo para recibir al pequeño. Puedes ceder o resistirte un tiempo más. Para mí el momento de empezar siempre ha sido cuando el bebé ya era viable, sobre la semana 27.

Tendrías que tener en cuenta algunas cosas, por ejemplo que hay cunas y cochecitos que pueden tardar hasta dos meses en dártelas desde que las encargas. Aunque la cuna podría esperar porque al principio puede dormir en el cuco, el carrito lo necesitas desde el primer día, igual que la silla de seguridad del coche. Lo mismo si decides amueblar o decorar la habitación del pequeñín. Si repartes las compras en varios meses te resultará menos gravoso, porque todo junto es un gasto importante.

En cualquier caso no hay que volverse loca ni olvidar que el tiempo no se acaba cuando nace el bebé ni tampoco cierran las tiendas. Hay cosas que es imprescindible tener listas y otras que se pueden comprar incluso un año después, como la trona.

  • Tu bebé tendrá que comer, si le das pecho le bastará contigo y tus brazos. Si optas por la lactancia de fórmula, tendrás que tener mínimo dos biberones y esterilizador (aunque puedes hacerlo en un cazo con agua hirviendo).
  • Tendrá que dormir. Si colechas no necesitas nada, sino en el cuco o la minicuna puede estar los primeros meses. Te hacen falta al menos dos juegos de sábanas y un protector de colchón.
  • Necesitará aseo. Deberías tener una bañera o un adaptador. Y su neceser mínimo.
  • Y como no, tiene que vestir. Necesitas bodies y pijamas sobre todo, entre cuatro y seis son suficientes para empezar. Una mantita más o menos gruesa según la época del año y ropa de abrigo si es invierno.
  • Tendrá que salir de casa. Puedes optar por el cochecito o un portabebés. Si viajas en coche su silla de seguridad.

Todo lo demás puede esperar y puedes comprarlo según vaya haciendo falta, incluso su habitación puede esperar porque lo ideal es que esté en la tuya los primeros 4 meses. Retrasando algunas compras las harás más atinadas y tu bolsillo no se resentirá tanto.

Foto | Flickr-Ing Jorge

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 15 enero 2011
  2. Implantes mamarios y lactancia 19 enero 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *