17 diciembre 2016 Embarazo

dormir del lado izquierdo

Conforme se va adelantando el embarazo cada vez encontramos más dificultades a la hora de manejar nuestro cuerpo. Agacharnos, subir una escalera o hacer ciertos ejercicios que antes nos parecían de lo más normal, ahora se convierten en toda una odisea. No podemos obviar que nuestra barriga, al menos al final del tercer trimestre, es como un mascarón de proa que va oteando el horizonte mucho más allá de que nos llegue, incluso, la vista. Los espacios, los volúmenes y las distancias, pasan a ser conceptos, casi, imaginarios.

Uno de esos pequeños gestos, debido a esta nueva situación, que se ven alterados es el momento del sueño. Encontrar la posición adecuada no siempre es tarea fácil, así que será cada embarazada la que encuentre la más cómoda y relajada, aunque siempre teniendo en cuenta algunos aspectos que pueden resultar peligrosos para la salud del bebé. Al menos esto es lo que se desprende de un reciente estudio realizado en Nueva Zelanda.

La mejor posición: dormir sobre el lado izquierdo

Se trata de una investigación realizada en la Universidad de Auckland, en Nueva Zelanda, y publicada en el “British Medical Journal”. En este pormenorizado estudio, se vincula la posición del sueño de la madre, con el riesgo de muerte fetal, especialmente a lo largo de los últimos días del tercer trimestre. No en vano, y según las cifras que han manejado, 4 de cada mil niños pueden nacer muertos si la madre no ha dormido del lado izquierdo. Esta cifra bajaría a la mitad entre aquellas que sí lo han hecho.

Esta investigación se realizó entre 155 mujeres cuyos bebés habían nacido muertos y 310 cuyos hijos nacieron sin complicaciones. La pregunta principal era conocer la posición de la embarazada durmiendo durante la última semana y, especialmente, la última noche. También se cotejaron otros datos como si dormían siesta o si se levantaban a lo largo de la noche.

Aunque no se encontró un vínculo con los ronquidos (otro de los grandes mitos del sueño y la salud del bebé) o la falta de siestas durante el día, sí se comprobó que existía una relación entre la posición a la hora de dormir. Aquellas que lo habían hecho del lado izquierdo presentaban menos riesgo a que sus bebés fallecieran.

embarazada durmiendo

Menor flujo sanguíneo para el bebé

Según la OMS, cada día 7.200 bebés mueren en los últimos días del embarazo, y cuyas causas parecen ser un misterio. Es así que esta investigación intenta sacar un poco de luz ante esta terrible tragedia, comprobando que la posición de la embarazada en los descansos prolongados, suele ser más importante de lo que pueda parecer.

Dormir boca arriba o sobre el lado derecho, aumenta el riesgo de que el bebé acabe falleciendo, la causa: la falta de riego sanguíneo que le llega al niño. De igual modo se comprobó que aquellas madres que se habían levantado una vez, o ninguna, a lo largo de la noche para ir al baño, también eran más proclives a tener problemas con la salud de su hijo, que aquellas otras que se levantaban más a menudo.

En cualquier caso, los expertos no quieren alarmar a la población ya que la incidencia es muy baja y todavía quedan muchas más investigaciones por realizar y comprobar.

Vía | Te interesa
Foto | Madres hoy y Baby center

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *