26 octubre 2009 Consejos, Entretenimiento, Juegos y juguetes

Disfraz casero para Halloween: Espantapájaros

Bueno ya queda apenas una semana para el 31 de octubre y si no tienes aún disfraz para tu pequeño terremoto tendrás que improvisar uno rápido para llevarle a la fiesta de Halloween del cole. Aquí te proponemos uno bien sencillo que puedes apañar con cositas que tengas por casa: el espantapájaros.

Además, como sabes es una figura que mucho tiene que ver con esta celebración (no sólo las brujas) si tenemos en cuenta que en su origen era la fiesta de la cosecha. Los espantapájaros también han estado siempre muy ligados a las calabazas (son sus cuidadores), cuyo protagonismo en Halloween es indiscutible. En definitiva, aquí te contamos, de una manera muy sencilla cómo hacer vuestro disfraz.

Lo fundamental es contar con unos vaqueritos, a ser posible peto (que en el caso de los bebés es facilísimo hacerse con unos, o tenerlos en casa). Además, si es niña y hablamos de falda vaquera peto también nos sirve. En este caso le podemos añadir unos leotardos azules o, incluso, naranjas, el color de esta fiesta. Por supuesto que un vaquero normal también es válido.

La parte de arriba la tenemos que solucionar con una camisa de cuadros de manga larga, que el tiempo ya no va tirando a frío. Los cuadros son importantes porque dan más aspecto al campo, y si llevan algún color naranja, pues mejor que mejor.

Pero lo fundamental de este disfraz son los complementos que harán de vuestro pequeño un verdadero espantapájaros. El sombrero de paja no puede faltar, pero si el bebé es chiquitín te recomiendo un gorrito de fieltro o lana o cualquiera que tengas por casa que se le pueda sujetar bien. En los bordes del mismo le coses o pegas hebras de lana o tiritas de fieltro color teja, naranja o amarillo. Es mejor que quede abundante para que sobresalga por el sombrero.

Más tiras como las del sombrero se las puedes coser a las mangas de la camisa y a las perneras del pantalón. Si no quieres complicarte tanto, hazle una especie de pulseras (cuatro, dos para las manos y dos para los pies) que las podrás sujetar con una hebra más larga o una goma. Por añadirle algún detalle más podéis pegarle en el vaquero trocitos de tela que tengáis por casa a modo de remiendos.

Ya tenemos el disfraz de espantapájaros. No es necesario que le maquilles la cara, pero si quieres hacerlo con pintarle unos ojos grandes alrededor de los suyos, una nariz roja y unos coloretes serán suficientes. Ya nos contaréis cómo os queda si os decidís por hacerlo.

Foto | Gigaweb

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 26 octubre 2009
  2. El planeta del bebé BLOG » Disfraces de Halloween para bebés. Caseros y originales. 29 octubre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *