29 enero 2010 Consejos, Embarazo, Nutrición

Que se debería comer en el embarazo y en que cantidad
La dieta es uno de los cuidados principales durante el embarazo. Debería mantenerse una dieta equilibrada en la que no falte ningún grupo alimentario, aunque cada uno en la proporción adecuada. El agua es el complemento imprescindible y tendríamos que consumir al menos dos litros diarios. Cuanto más alto esté un alimento en la pirámide alimentaria, menor debería ser la cantidad consumida.

En el primer están los hidratos de carbono. Incluye alimentos como el pan, los cereales, la pasta o el arroz. Durante el embarazo hay que tomar entre 7 y 12 porciones diarias. Cada porción corresponde a una rebanada de pan o un tazón de cereales, por ejemplo. Aportan energía y fibra.

En el segundo nivel se situán las verduras que aportan fibra, proteínas de bajo nivel biológico e hidratos de carbono. La recomendación es tomar entre 5 y 6 porciones diarias. En el tercer nivel encontramos la fruta. No se incluyen los zumos azucarados ni las frutas en almibar que deberían evitarse. 3 o 4 porciones diarias proporcionan hidratos de carbono, fibra y vitaminas.

El nivel de la leche y derivados es el cuarto. Aporta calcio, imprescindible en la gestación, proteínas de alto valor biológico y grasas. Tendríamos que tomar entre 2 y 3 porciones diarias. Una porción sería un vaso de leche o un trozo de queso. En el quinto nivel están la carne, el pescado, las legumbres y los huevos. De este nivel precisamos 2 o 3 raciones diarias. Son alimentos ricos en grasas, hierro, vitamina B12, yodo, zinc y proteínas de alto valor biológico, excepto la legumbre que es de bajo valor.

Los últimos dos niveles no son necesarios en la gestación. El sexto incluye aceite y grasas como mantequilla o frutos secos. Son ricos en calorías y se puede tomar una ración diaria aunque como hemos dicho no es necesario. Los frutos secos son la mejor elección en este grupo porque aportan proteínas, vitaminas y minerales. El séptimo es el que deberíamos evitar. En el está el azúcar, la miel y los alimentos elaborados. Aportan muchas calorías y tendríamos que resistir la tentación. Aunque puede ser un pequeño capricho muy de cuando en cuando.

Teniendo estos datos en cuenta podemos elaborar nuestro propio menú para que no sobre ni falte nada durante el embarazo. Nos sentiremos mejor y tendremos una gestación más saludable.

Fuente | Guía práctica del embarazo – Natalben supra
Foto | Recetas fáciles

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Luchando por una alimentación mejor 19 enero 2012
  2. Las píldoras de aceite de pescado no ayudan en el embarazo 19 enero 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *