31 agosto 2017 Recién Nacido

Cómo reaizar este hábito de limpieza sin lastimarlos

Hoy te contaremos la manera en qué deberás cuidar las uñas del bebé recién nacido, teniendo en cuenta que son muy débiles y frágiles, que si no se cuidan de manera apropiada pueden romperse por sí solas.

Un buen momento para cortarles las uñas es mientras se encuentran durmiendo, en ese momento será más fácil y rápido, así se evitarán que se hagan heridas. Seguramente, unos días después de nacer, la piel del pequeño se podrá escamar. Por eso, te aconsejamos hidratar la piel después del baño con el fin de que la piel no se seque.

En muchos casos no será necesario cortarle sus uñas por las primeras semanas, ya que serán muy débiles, incluso en algunos casos podría ser hasta peligroso. En el caso de que se pueda ver algún rasguño en el rostro del bebé se deberá tomar las medidas para que no se sigan haciendo heridas, pero si se van a cortar las uñas hacerlo con mucho cuidado ya que se podrá cortar la piel si se apuran demasiado.

Para mantener las uñas en óptimo estado de salud no se deberá hacer nada más allá que mantenerlas cortas. Sabemos que no existe una edad mínima para cortar las uñas de un pequeño, solo es una cuestión de sentido común. Si vemos que el niño tiene las uñas largas, para evitar que se lastime, será necesario cortarlas.

En el momento de hacerlo se podrán usar tijeras de punta redondeada o limas, lo importante es que no se mueva en ese momento y no se haga daño. Como te dijimos anteriormente se podrá aprovechar el momento en que esté dolorido y relajado, para que la mano no haga movimientos y se termine cortando demás.

En los primeros meses las uñas de las manos pueden crecer mucho, esto cambiará en el paso de los días. Las uñas de los pies crecen más lento, incluso en las primeras semanas ni crecerán. En el caso de estas uñas deberemos controlarlas para que no se terminen encarnando, para ello tendremos que verificar la zona que no esté enrojecida ni inflamada.

Otro punto que debemos tener en cuenta es la limpieza de las uñas, si están correctamente higienizadas podremos evitar algunas infecciones. Los bebés que tienen las uñas sucias y largas podrán arañarse la cara, el cuerpo y esa herida se podrá encarnar. Siempre tendremos que usar los instrumentos adecuados para el tamaño de sus dedos y se tendrá que evitar hacer mucha presión al usar las herramientas.

El cortauñas deberá tener el tamaño adecuado, evitar usar uno para adultos ya que no dejará ver bien la zona que se debe cortar. Intentar que no queden puntas en los costados ya que se podrán enterrar y lastimar al pequeño.

Al ir creciendo los niños comenzarán a perder el temor a cortarles las uñas, se les podrá explicar por qué se hace y cómo las pueden lavar, tomando el corte y la limpieza como un hábito natural.

Vía | Por mi bebé
Foto | Pixabay – Holgers fotografie

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *