1 febrero 2011 Noticias, Parto

postparto

La maternidad hace que nos pongamos estupendas, este concepto también se relaciona con nuestro cerebro. Cuando las mujeres tienen a sus hijos, diferentes partes del sistema nervioso central crecen y se desarrollan. Las zonas más beneficiadas se relacionan con la motivación de las madres y su comportamiento.

Esto se supo por una investigación llevada a cabo por el Instituto Nacional de Salud Mental (Estados Unidos).

Cuando hablamos de la motivación materna nos estamos refiriendo al hipotálamo, veremos que se si se sienten mas entusiastas o si hablan amorosamente de sus hijos, las áreas centrales de su cerebro tienen un mayor desarrollo.

Además, el crecimiento de algunas hormonas que se provoca después del parto también ayuda en este proceso. Debemos tener presente que nuestro cerebro es un órgano que puede moldearse a las diferentes experiencias que vayamos viviendo.

El cerebro de una madre podrá reaccionar ante la llegada del pequeño, cambiará su tamaño y su estructura.

Para llevar a cabo la investigación se escanearon los cerebros de un grupo de madres que dieron a luz, ellos notaron que el volumen de su materia gris había crecido en una cantidad significativa en diferentes zonas del cerebro.

El crecimiento del cerebro es consecuencia del aumento de los niveles de estrógeno, oxitocina y prolactina que se generan luego del parto. Las hormonas mencionadas son importantes para establecer un vínculo afectivo con el pequeño y además para que nuestro cerebro crezca.

Evidentemente la maternidad nos cambia en cuerpo y alma. Y que conste que me estoy guardando un chiste feminista sobre el tema por respeto a los caballeros que nos leen.

Vía | Diario Portal
Foto | Flickr – Sandra

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 1 febrero 2011
  2. Enamoradas de nuestros bebés 14 febrero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *