12 mayo 2009 Desarrollo, Educación, Salud

Casi uno de cada tres niños no tiene un buen sueño

Un estudio ha puesto de manifiesto que casi uno de cada tres niños meores de cinco años padecen problemas relacionados con el sueño. Unas dificultades que pueden traducirse en otras dolencias más graves como obesidad, irritabilidad o déficit de atención, entre otros. Aunque se ha realizado en Valencia los expertos creen que son datos extrapolables. No obstante, lo constatarán con estudios en otras regiones.

Las conclusiones arrojadas por el informe son claras: el 20 por ciento de estos niños sufre insomnio, el 17 por ciento sonambulismo y el 10 por ciento otros problemas relacionados como pueden ser roncar (el 10 por ciento) o el síndrome de las piernas inquietas (el 2 por ciento).

Esta investigación ha sido realizada por la Agencia Valenciana de Salud, la Unidad Valenciana del Sueño y el Grupo Hospitalario Quirón en la Comunidad Valenciana, pero ya se ha empezado a desarrollar en otras regiones. La idea es completar el estudio a nivel nacional para tener más datos sobre el sueño de los bebés españoles.

Lo cierto es que los padres consultados detectan que el problema del insomnio en el niño que lo padece es progresivo desde los seis meses hasta los tres años.

Entre las causas de estos problemas de sueño de los niños que barajan los especialistas mencionan la reducción del número de siestas de los menores que, desde muy pequeños, se ven forzados a los horarios de las guarderías.

En este sentido, los responsables del estudio apunta que aunque el 80 por ciento de los niños de entre 24 a 36 meses duerme una única siesta al día, un 16 por ciento no la duerme y sólo un 4 por ciento realiza dos.

También influyen otros factores como la autonomía del niño a la hora de conciliar el sueño. Parece ser que menos del 50 por ciento de los niños entre los 6 y los 12 meses es capaz de dormir sin la ayuda de sus padres.

Son problemas que se van arrastrando toda la vida y así nos encontramos con adolescentes que siguen con malos hábitos de sueño (el 53 por ciento acude a clase habiendo dormido menos de ocho horas) y adultos con sueño (el 50 por ciento) lo que eleva el riesgo de sufrir una depresión.

O sea que ya sabéis, es importante que vuestro bebé duerma las horas necesarias en las horas indicadas y… que lo haga solito.

Vía | Europa Press

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Los trucos de mamá a la hora de dormir 28 mayo 2009
  2. La mala relación de los padres altera el sueño de los bebés 19 enero 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *