2 mayo 2011 Consejos

Cáscara espelta, sus diferentes usos

El cereal de espelta puede ser usado de diferentes maneras, se puede ingerir o se puede emplear su cáscara para cojines. En el mercado podrás encontrar cojines especiales de lactancia.

Se trata de un cereal antiguo que se utilizaba desde el Antiguo Egipto y también eran usado por los celtas, donde se comercializaban a altos montos de dinero. Por medio de las diferentes colonizaciones, el cereal se fue distribuyendo por todo el mundo. Muchos lo conocen como ‘el caviar de los cereales’.

Este cereal se adapta muy bien a los diferentes climas y regiones el mundo, siendo muy requerido por las personas que eligen productos ecológicos. Si bien no puede ser ingerido por las personas celiacas, ya que tiene gluten, se adapta muy bien a las personas alérgicas al trigo.

Sus granos están cubiertos por una vaina que para su uso requiere un descascarillado especial. Su cáscara cuenta con grande valores de ácido silícico, lo cual le brinda al organismo un importante efecto analgésico y tranquilizante. Por esa razón podrás ver en el mercado diferentes cojines rellenos de cáscara de espelta, se usa para los dolores de espalda, para aliviar el nerviosismo y para combatir el insomnio. Ayuda en la transpiración y permite absorber la humedad.

Este tipo de cojines son ideales para las mujeres embarazadas, sobre todo en los últimos tiempos del embarazo donde se necesitan encontrar posturas cómodas y sanas. Para la utilización del cojín, los expertos recomiendan colocarlo un poco al sol, para evitar la formación de hongos y bacterias. Recuerda que este tipo de cojín no es lavable (salvo su funda, si esta es desmontable).

Vía | Pumarina
Foto | Flickr – Juan Antonio Capo

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario
  • conozco la espelta y en especial la cáscara, en el mejor relleno para los cojines de meditación por su gran adaptabilidad y comodidad, yo uso la cáscara para rellenar mis zafús y quedan estupendos

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 mayo 2011
  2. Un zafu para perfeccionar tu postura | YogaYe 6 febrero 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *