11 octubre 2009 Compras

Bumbo, su primer asiento
Llega un momento en que el bebé siente curiosidad por todo lo que sucede a su alrededor y ni quiere ni debe estar tumbado. Las hamacas son una buena elección como ya contamos en su día. Pero hay más opciones, una de las que más éxito ha tenido a nivel mundial es el asiento Bumbo, una sillita que mantiene sentado al bebé sin tener que atarle.

Está fabricada en un material suave, ligero y flexible pero firme, fácil de limpiar y por supuesto no tóxico. El interior es curvo para ajustarse al bebé de forma cómoda y segura. Está diseñado para que el peso del cuerpo del pequeño estreche suavemente los huecos para las piernas, manteniendo al niño en su sitio. Además de tener al niño controlado, también le ayuda a aprender a sentarse.

El Bumbo se puede usar desde los 3 hasta los 14 meses, siempre que el niño sujete la cabeza por sí mismo. Es una silla segura siempre que se cumplan las indicaciones del fabricante. En ningún caso puede situarse sobre una superficie elevada, porque el niño podría hacer un movimiento brusco hacia atrás y caerse. Está pensada para ser utilizada en el suelo tanto en interior como en el exterior. Como en casi cualquier situación, el bebé debe estar vigilado cuando esté sentado en esta silla.

Puedes comprarlo en casi cualquier juguetería o tienda de puericultura. El precio es de unos 55 euros y está disponible en varios colores.

Más información | Chiquiguay
Foto | Plioz

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *