12 julio 2013 Consejos

Botiquin de viaje

Las familias que tengan pequeños alérgicos deberían llevar un botiquín especial cuando salgan de vacaciones. Desde la Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergia y Asma Pediátrica brindó esta recomendación.

De esta forma se podrá evitar los problemas que pueden surgir si se olvidan la medicación, si uno de los niños está expuesto a algún alimento nuevo o si come algo con componentes desconocidos.

Dentro del botiquín debe haber antihistamínicos (en el caso de que los pequeños sufran rinitis o conjuntivitis), un inhalador (familias con pequeños asmáticos), corticoides o adrenalina (para alérgicos a alimentos). Es fundamental que estos fármacos sean recetados por un médico, recuerda que la automedicación puede llegar a ser muy peligrosa.

Si es posible sería muy conveniente llevar una receta del tratamiento en el caso de que fuera necesario realizar algún control de seguridad en los aeropuertos.

Carles Lucas, Doctor que se desempeña en Educación Sanitaria de Seicap remarca que los síntomas pueden llegar a aparecer después de estar en contacto con el alérgeno. Es normal que durante las vacaciones las familias coman en sitios como restaurantes o bares, desconociendo los ingredientes con los que se prepararon los alimentos. Lo ideal sería que una persona que no sea alérgica pruebe las comidas antes de dárselas a los pequeños.

Las familias que vayan a salir de vacaciones deberían evitar viajar a zonas con altos niveles de contaminación, esto puede llegar a ser bastante perjudicial para los niños que tengan problemas respiratorios. Tendría que buscarse un ambiente limpio, con baja humedad y sin polvo.

Estadísticamente se sabe que uno de cada cinco niños sufre de alergia, uno de cada diez es asmático y entre un 3 y un 8 por ciento tiene alergia a los alimentos, números que se incrementan año a año.

Vía | La Razón
Foto | Flickr – Manuel Romero

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 12 julio 2013
  2. Simulacro de evacuación en el Hospital Universitario de La Ribera 18 julio 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *