13 diciembre 2011 Noticias

nunca se deben perder las esperanzas

En este artículo te contaremos la forma en que los bebés más pequeños han podido sobrevivir. Rumaisa y Medeline nacieron con un peso de 300 gramos y un tamaño parecido al que tienen los teléfonos móviles.

Lamentablemente y con estas características fueron pocos los que confiaron que podían salir adelante, pero se equivocaron, ya que contaron con la fortaleza necesaria y con la atención médica que les permitió superar todos los obstáculos. Además su salud no tuvo ningún tipo de consecuencia y pueden llevar una vida totalmente normal.

Durante el año 1989 y con solo 280 gramos de peso, Medaline fue el bebé más pequeño de la historia que tuvo la capacidad de sobrevivir. El motivo por el cual se adelantó tanto el parto fue la preeclampsia que tenía su madre (problemas relacionados con la hipertensión arterial), esto ocasionó que los médicos tuvieran que realizar una cesárea a las 26 semanas de gestación.

Las posibilidades de vivir eran realmente pocas pero gracias a los cuidados que recibió logro el alta del hospital a los 122 días de vida y con un peso cercano a los dos kilos.

Rumaisa por su parte nació en el año 2004 con solo 260 gramos. La madre también fue victima de una preclampsia. Por eso nació con solo 25 semanas de vida. Para poder salir adelante debió recibir cuidados especiales, como ventilación mecánica y terapias que le permitieron sobrevivir. Fue dada de alta a los 142 días cuando solo tenía dos kilos 300 gramos.

Uno de los médicos que colabora en la University Medical Center (Estados Unidos) anunció: “La supervivencia de los bebés que nacen con menos de 400 gramos de peso atrae la atención mediática, pero a menudo no hay un seguimiento de la atención médica y del crecimiento posterior“.

Una comparación directa entre estos dos casos y otros prematuros podría proporcionar falsas expectativas a las familias, a los profesionales y, en general, a toda la comunidad médico legal“. Esto es muy positivo y una esperanza para muchísimas familias, pero también es necesario la importancia de controlar la presión durante el embarazo. Para ello te aconsejamos que acudas de manera periódica al medico, desde antes de tu embarazo o desde el mismo momento en que te enteres que estas esperando un hijo.

Vía | El Mundo
Foto | Flickr – Adolfo Amaro

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 13 diciembre 2011
  2. Musicoterapia en bebés prematuros en Andalucía 26 abril 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *