21 enero 2012 Desarrollo, Noticias

bebe leyendo los labios

¿Qué están viendo los bebés cuando nos miran fijamente mientras les hablamos? A veces parece que nos entienden, que comprenden cada palabra que les estamos dirigiendo, que saben que, pronto, serán ellos los que puedan comunicarse con nosotros más allá de los balbuceos.

Pues bien, según unos estudios realizados recientemente en Estados Unidos, esa mirada fija va dirigida a nuestros labios, ya que son ellos los que le trasmiten nuestro mensaje que, acompañado por el sonido, le irán enseñando y formando para iniciarse a hablar.

Han sido unos investigadores de Florida los que han determinado esta teoría. Al parecer el bebé de seis meses empieza a cambiar su aptitud, de este modo abandona esa mirada perdida y relajada de los primeros meses, para fijarse con curiosidad en el mundo que le rodea. De este modo los labios de la persona que le habla son un objetivo primordial para iniciarse en el lenguaje oral.

Según el psicólogo que ha dirigido este estudio, David Lewkowicz, de la Universidad de Florida, se trata de un proceso complejo ya que el bebé tiene que conocer, primero, los mecanismos que se utilizan para mover los labios en el proceso de la comunicación. Este aprendizaje se produce en un breve lapso de tiempo, por lo que se calcula que, alrededor del año, el niño ya tiene controlado este sistema y es cuando se lanza a hablar, entonces, los ojos vuelven a ser el objetivo de su curiosidad con respecto a la persona que le habla.

Solo en el caso de escuchar una palabra en un idioma distinto al suyo, volvería a aplicar la misma técnica, con el fin de aprenderlo a través de la lectura labial. Es por ello que esta investigación destaca la importancia de pasar tiempo con los niños y hablarles mucho para el desarrollo del habla.

Vía | Univisión
Foto | Mundo bebés

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 enero 2012
  2. Yo, robot 19 junio 2012
  3. Los bebés responden más a la voz de mamá 7 noviembre 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *