15 septiembre 2017 Otros

amnesia infantil

¿Alguna vez te has preguntado por qué no guardamos ningún recuerdo de cuando somos bebés? Salvo en raras ocasiones, los seres humanos empezamos a almacenar recuerdos a partir de los tres años. Antes de ese periodo todas nuestras vivencias acaban perdiéndose en una nebulosa, como si no hubiera existido nada de nosotros hasta que ya fuimos, por ejemplo, a la escuela infantil.

Los expertos barajan varias teorías, todas ellas totalmente comprensibles y lógicas. De hecho miran con cierto escepticismo aquellas manifestaciones que hablan sobre recordar el momento del parto, los primeros paseos en el cochecito o aquella vez que estuvo enfermo a los pocos meses de nacer. Lo que es totalmente cierto, y está constatado, es que los seres humanos padecemos Amnesia infantil, nadie recuerda nada hasta los 3 o 4 años.

Las conexiones cerebrales se forman y cambian muy rápido

La teoría más lógica y refrendada por la mayoría de los profesionales, es el proceso de desarrollo cerebral a lo largo de los primeros años. Durante este periodo nuestro cerebro evoluciona rápidamente por lo que hay conexiones neuronales que desaparecen, forman otras nuevas o se expanden hasta completar toda esa trama mental que nos acompañará el resto de nuestra vida.

Ese proceso se produce a lo largo de los 2 o 3 años primeros de nuestra vida, por lo tanto es normal que el cerebro no almacene información ya que le es totalmente innecesaria para seguir creciendo y aumentando. El bebé de un año cuenta con más conexiones neuronales que tendrá el resto de su vida, por eso para seguir avanzando, debe eliminar algunas de ellas, las que probablemente almacenen sus primeros recuerdos.

El lenguaje es importante

Otras teorías científicas asocian la amnesia infantil con la ignorancia lingüística de los primeros años. Al parecer, los humanos almacenamos recuerdos cuando somos capaces de ponerles nombre. Caerse de la bicicleta, ir al hospital o jugar en la playa, son recuerdos que se retienen en nuestra mente cuando, a la sensación que nos produce esa experiencia, le ponemos determinadas palabras.

De hecho, otras investigaciones, han comprobado como los recuerdos que se guardan antes de los 5 años, no son desagradables, ya que este concepto, unido a nuestra experiencia, empieza a aparecer a partir de esa edad.

bebé y memoria

Recordar antes de los 3 años es una memoria ficticia

Son muchas las personas que dicen tener recuerdos anteriores a los 2 o 3 años. Con el fin de determinar si era cierto, la BBC, en Reino Unido, realizó un experimento comprobando que se trataba de lo que ellos conocen como “memoria ficticia”, es decir, son recuerdos que hemos creado a través de los demás.

Es habitual que los padres digamos: cuando cumpliste un año lo celebramos en la playa y a ti te daba pánico la arena, por ejemplo. Este comentario crea una imagen mental que adoptamos como un recuerdo veraz creado por nosotros mismos. Pero sólo es un reflejo de aquellas palabras dichas por mamá en un momento determinado.

De todos modos, los científicos no quieren negar que puedan existir casos extraordinarios, aunque serán los mínimos y siempre tratados con cierta cautela.

Vía | La Sexta
Fotos | Pixabay y Bb mundo

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *